Fotolia

P
Evaluar Conozca los pros y contras de las tecnologías, productos y proyectos que está considerando.

Requisitos del sistema de Windows 10 para usuarios empresariales

Los profesionales de TI deben entender que el método de actualización de sus computadoras de escritorios, su carga de trabajo y otros factores afectan si los requisitos del sistema de Windows 10 son suficientes.

Con cualquier sistema operativo, el distribuidor publicará los requisitos mínimos de hardware para ejecutar el sistema operativo en un dispositivo informático, pero depende de los departamentos de TI determinar sus propios requisitos mínimos de hardware.

Los requisitos mínimos del sistema de Windows 10 ayudan a garantizar que las computadoras de escritorio de Windows 10 sean seguras y funcionen eficazmente, pero en algunas situaciones estos mínimos no son suficientes.

¿Cuáles son los requisitos del sistema de Microsoft Windows 10?

  • Procesador: 1 GHz o un SoC o procesador más rápido
  • RAM: 1 GB para 32 bits o 2 GB para 64 bits
  • Espacio en el disco duro: 16 GB para el sistema operativo de 32 bits o 20 GB para el de 64 bits
  • Tarjeta gráfica: DirectX 9 o posterior con controlador WDDM 1.0
  • Pantalla: 800x600

Varios factores adicionales afectan a lo que realmente necesitan los usuarios de hardware. En primer lugar, depende de si el departamento de TI está realizando una instalación limpia o actualizando desde un sistema operativo Windows anterior. Una actualización in situ, desde Windows 8.1 por ejemplo, requiere más de 16 GB, o 20 GB para la versión de 64 bits. En esta situación, el requisito del disco duro es inadecuado porque el sistema operativo existente ocupa el almacenamiento. Lo mismo ocurriría con Windows 7, Windows 8 o cualquier otra actualización de Windows.

Otro factor que afecta a los requisitos funcionales del sistema es la carga de trabajo que los usuarios van a ejecutar. Los requisitos del sistema de Windows 10 enumerados anteriormente solo garantizan que el sistema operativo de Microsoft Windows se ejecutará. Las aplicaciones, como Internet Explorer, Google Chrome, Microsoft Excel y las aplicaciones empresariales suelen tener sus propios requisitos de hardware más allá de los del sistema operativo. Por ejemplo, la resolución mínima de pantalla de 800x600 suele ser insuficiente porque algunas aplicaciones empresariales requieren una resolución mayor.

También hay que tener en cuenta que se necesita hardware adicional para utilizar algunas aplicaciones y funciones. Por ejemplo, las aplicaciones de uso intensivo de gráficos pueden requerir una tarjeta gráfica de video compatible con DirectX 10. Del mismo modo, la capacidad de reconocimiento de voz del sistema operativo solo funciona en una PC equipada con un micrófono. Otro ejemplo es la función Windows Hello, que requiere un hardware especial para la autenticación biométrica.

Requisitos mínimos de hardware de Windows 10 para 2020

Durante la actualización de la versión 1903, Microsoft cambió los requisitos mínimos del sistema de Windows 10. Las computadoras de escritorio que reciban una instalación limpia de Windows 10 deben tener un disco duro de 32 GB. Sin embargo, los administradores de TI no tienen que aumentar necesariamente el tamaño del disco duro de las computadoras de escritorio que actualizan el sistema operativo desde la última versión. Esto funciona solo si hay suficiente espacio libre disponible. Durante la actualización, Windows pedirá a los administradores que liberen espacio en el disco duro para completar con éxito el proceso.

¿Cuánta memoria RAM es suficiente para los usuarios empresariales de Windows 10?

Aunque Microsoft cita 1 GB de RAM como suficiente para los sistemas Windows 10 de 32 bits y 2 GB para los de 64 bits, la mayoría de los usuarios necesitarán más. Windows 10 suele funcionar sin problemas con aplicaciones ligeras, como Microsoft Office, con un procesador de doble núcleo y 2 GB de RAM. También merece la pena añadir un disco duro lo suficientemente grande para evitar problemas de almacenamiento.

Sin embargo, las necesidades de RAM de cada usuario de escritorio variarán significativamente de un usuario a otro. Es más probable que 4 GB de RAM satisfagan las necesidades medias de los trabajadores del conocimiento para acceder a varias aplicaciones al mismo tiempo. Cualquier aplicación que haga un uso intensivo de los gráficos en escritorios o máquinas virtuales de Windows 10 de 32 y 64 bits podría seguir teniendo problemas con 4 GB de RAM.

Los profesionales de TI también deben ser conscientes de que los sistemas de Windows 10 de 32 bits no pueden aprovechar funcionalmente más de unos 4 GB de RAM, por lo que cualquier RAM adicional no les reportará ningún beneficio. Los sistemas de 64 bits, sin embargo, pueden utilizar mucha más memoria RAM, por lo que las organizaciones deben asegurarse de que las aplicaciones de gráficos y recursos intensivos se ejecuten en sistemas de 64 bits.

Los escritorios de Windows 10 con 8 GB o incluso 16 GB de RAM están por encima de las necesidades de recursos del escritorio de la mayoría de los tipos de usuarios. Los administradores de escritorios deben asegurarse de que los usuarios avanzados cumplan al menos con el punto de referencia de 8 GB para garantizar un rendimiento de alto nivel con aplicaciones avanzadas, como las de diseño 3D y edición de video.

¿Cuáles son las implicaciones de seguridad de los requisitos del sistema de Windows 10?

Microsoft ha enviado un mensaje claro con sus requisitos del sistema Windows 10 para una seguridad óptima: Los compradores deben adquirir únicamente hardware de PC seguro y moderno para ejecutar Windows 10. Además, deben adquirir ese hardware de fabricantes de equipos originales autorizados, como Dell, HP Inc. y Lenovo.

Además, los compradores deben adquirir laptops y computadoras con Windows 10 S preinstalado y utilizar Microsoft Intune y Windows Autopilot para implementar el software de la empresa. En lugar de las licencias por volumen Enterprise o Pro, todos los usuarios deberían pasarse a las suscripciones de Microsoft Office 365.

Sin embargo, este enfoque de futuro viene con algunos problemas. Por un lado, Windows 10 S no puede unirse a un dominio local. Esto sugiere que Microsoft quiere que los usuarios empresariales pasen de los dominios locales a unirse a Microsoft Azure Active Directory (AD).

El uso de Intune y Autopilot se convierte entonces en un procedimiento sencillo. El departamento de TI pide una nueva laptop para el usuario final y la envía directamente al lugar donde debe estar. El departamento de TI no tiene que acceder físicamente a ese dispositivo. En lugar de eso, el departamento de TI puede establecer un almacén de la empresa y registrar el dispositivo en Intune. A continuación, el usuario final saca el equipo de la caja, lo arranca e inicia sesión con las credenciales de Azure AD proporcionadas por la empresa.

Los usuarios obtienen una experiencia de escritorio de Windows personalizada configurada por TI. No pueden instalar ni utilizar ninguna aplicación Win32 heredada, y solo se ejecutan aplicaciones de la Plataforma Universal de Windows (UWP) preaprobadas en esta implementación. Dado que Microsoft Office ya está disponible como un conjunto de aplicaciones de la plataforma universal de Windows, este plan es sólido. El departamento de TI debería trasladar a los usuarios corporativos a un hardware seguro, suscripciones a Microsoft 365, Azure AD y Windows 10 S también.

¿Qué tan bien funcionará una actualización de Windows en el hardware más reciente?

Microsoft ha elegido un camino de evolución razonable con sus requisitos de sistema de Windows 10 para una seguridad óptima. Una implementación de Windows 10 S a través de Intune y Autopilot no podría ser más fácil para los usuarios finales. Simplemente pueden arrancar una nueva PC por primera vez e iniciar sesión con sus credenciales de Azure AD para acceder a la interfaz de usuario.

No hay ninguna de las molestias que conlleva unirse a un dominio, y la experiencia fuera de la caja está totalmente automatizada. Como resultado, el usuario final termina con un escritorio en el que todo está configurado como si el departamento de TI lo hubiera hecho, sin necesidad de que los usuarios interactúen con ninguna de las configuraciones.

Los responsables de la toma de decisiones empresariales deberían respaldar este plan. Deberían comprar a cada usuario y dispositivo una licencia de Microsoft 365 y configurar una tienda corporativa con aplicaciones UWP preaprobadas. A continuación, deberían utilizar Intune con Autopilot para gestionar el despliegue. El departamento de TI solo tendría que dar a los usuarios una nueva laptop y decirles que inicien sesión en Azure AD. Todo lo demás sucede por sí mismo, y esto ofrece una experiencia fiable al usuario final.

En el mundo actual, repleto de amenazas, es casi imposible mantener la seguridad de todos los usuarios y dispositivos en cualquier plataforma: Windows, Android, iOS o cualquier otra. Aun así, ejecutar Windows 10 S en dispositivos que cumplen los requisitos de seguridad de Microsoft, unidos a un dominio de Azure AD, es lo más seguro que se puede hacer hoy en día.

Investigue más sobre Los sistemas operativos Windows

Close