BACKGROUND IMAGE: iSTOCK/GETTY IMAGES

Este contenido es parte de Guía Esencial: Guía Esencial: La nueva temporada de los ERP
Evaluar Conozca los pros y contras de las tecnologías, productos y proyectos que está considerando.

Tendencias y claves para la implementación exitosa de ERP en Chile

El software ERP en Chile se encuentra en un positivo momento. Todas las empresas, sin importar su tamaño, están adquiriendo estas soluciones.

El software ERP en Chile se encuentra en un positivo momento. Todas las empresas, sin importar su tamaño, están adquiriendo este tipo de soluciones, con distintos niveles de profundidad, dependiendo de su negocio. Los estudios así lo avalan. Por ejemplo, el IDC Software Tracker, que se realiza de manera semestral desde hace ya varios años en la región, identifica una tasa de crecimiento de 14% en este segmento hasta el 2018. Esta aceleración, además, se vio catalizada por el terremoto de 2010, que ayudó a las empresas a romper con el mito de sacar los datos fuera de la organización, favoreciendo la adopción de ERP en una modalidad de suscripción en las oficinas del proveedor.

Mauricio Saldías

Las empresas chilenas ya saben que, para ser rentables y competitivas, deben contar con un ERP de primera generación. Tener un ERP antiguo, que no siga las nuevas tendencias tecnológicas de la Tercera Plataforma, no es suficiente. Junto con el ERP, las empresas chilenas consideran lo que llamamos el ERP extendido, dependiendo del sector y foco de cada empresa. Es decir, soluciones que se integran al ERP, por ejemplo, software para la gestión de la cadena de suministro, de la bodega y del almacén, de los activos físicos de las empresas, del CRM (para un mejor relacionamiento con los clientes) y soluciones de business intelligence, entre otros”, explicó Mauricio Saldías, gerente comercial de Infor Chile.

De acuerdo con cifras del Estudio Nacional de Tecnologías de Información (ENTI) del CETIUC –una unidad de investigación y extensión de la Escuela de Ingeniería de la Pontificia Universidad Católica de Chile– el ERP es la solución corporativa más utilizada en las grandes empresas chilenas, ya que casi el 77% cuenta con este tipo de solución. Además, hay rubros en los que casi el 100% los utiliza, como sucede en la minería y en la industria de alimentos y pesca.

Esto se debe, principalmente, a los beneficios de estas herramientas, como la estandarización e integración de la información en un esquema de base de datos, el aumento del control sobre las operaciones, el mejoramiento en la capacidad de analizar y reportar información, el hecho de que favorece la adopción de mejores prácticas, el aumento de la productividad, el ahorro de tiempo, la mayor eficiencia en los procesos y el poder crecer de manera escalable y flexible.

Francisco Milad

No obstante, hay otras áreas, como la administración pública, donde menos de un 40% de organizaciones adopta un ERP, muchas veces por desconocimiento o burocracia. En el caso de la pequeña y mediana empresa (PyME), estas cada vez más tienen mayor acceso a soluciones ERP acordes a su tamaño y necesidades. De hecho, existen soluciones en línea, basadas en web, capaces de administrar una empresa en su totalidad desde cualquier lugar –incluyendo factura electrónica– solo con una conexión a Internet, sin necesidad de invertir en infraestructura o personal especializado, y por un pago mensual  de menos de 120 dólares.

Hoy los ERP tienen una penetración mucho más grande en nuestro país que hace 10 años atrás, pues este tipo de soluciones ya no son restrictivas a las grandes empresas, sino que todas las empresas, sin importar su tamaño, las están adquiriendo. Este fenómeno no solo ha sido empujado por la tecnología que, con la capacidad de acceder a los ERP en la nube en forma de servicio, ha disminuido la barrera de entrada a este tipo de soluciones, sino que también ha sido un cambio cultural en las empresas chilenas, donde los gerentes generales y gerentes de administración y finanzas están detectando la necesidad de apoyarse en soluciones tecnológicas para mejorar su gestión y lograr eficiencias en sus procesos de negocio”, agregó Francisco Milad, Partner Sales Executive Dynamics de Microsoft Chile. 

Nuevas soluciones ERP para nuevos retos corporativos

Enrique Phun

Para IDC, las principales novedades a destacar en los ERP son una mayor flexibilidad para adaptarse a los cambios sin costos añadidos, su adaptación para ser utilizados en estrategias de movilidad empresarial, y su capacidad de visualizar los informes con información en tiempo real, lo que favorece una mayor integración con las diversas aplicaciones existentes de otras áreas específicas de la organización, según mencionó Enrique Phun, analista del mercado de aplicaciones de software para América Latina de IDC.

Diego González, gerente general de Defontana, señaló que la informática necesita alejarse de los modelos estáticos y los sistemas de planificación empresariales deben responder a esa tendencia y adaptarse a las necesidades del usuario móvil. “En ese sentido, los ERP están siendo más flexibles, permitiendo conversar amigablemente con otros sistemas para facilitar la gestión diaria. Asimismo, incorporan soluciones que aportan al valor del negocio, como sistemas de facturación electrónica, gestión de puntos de ventas, por mencionar un par de ejemplos, o que se adapten a necesidades particulares de un rubro”, dijo.

Estos cambios también han puesto sobre la mesa la opción de uso del ERP ya no solo como una solución desplegada de manera interna, sino como por demanda desde la nube, en el modelo de software como servicio (SaaS). La principal diferencia para elegir entre un modelo y otro entre las empresas chilenas, explicó Phun, radica en el perfil mismo de las organizaciones y sus necesidades relacionadas con su puesta en marcha, planes de crecimiento, optimización de procesos y manejo del presupuesto ligado a inversión en TI.

Diego González

Saldías de Infor destacó que la nube no es una moda, y que ha llegado para quedarse. “El ERP en la nube implica menores costos de instalación y de mantenimiento. Algunas empresas todavía prefieren tener alguna parte de sus procesos in house, especialmente los temas que son más sensibles para la empresa, y manejar los procesos secundarios en la nube. Es por esto que recomendamos soluciones que puedan ser híbridas, para adaptarse a las necesidades de cada organización”, subrayó.

González, de Defontana, dijo que la mayoría de las corporaciones grandes optan por un ERP world class o de clase mundial, de grandes proveedores de renombre y expertise global. Sin embargo, estas soluciones –a pesar de que muchas tienen versiones más simples para empresas más pequeñas– a veces no se adaptan a la realidad local. Por ello, recomendó que  las empresas medianas o pequeñas es recomendable busquen un ERP que, desde un comienzo, se acomode a sus requerimientos y les permita avanzar y crecer en conjunto. 

“En esa línea, la mejor opción será uno en la nube, por todas las ventajas que conlleva: los ahorros en hardware, licencias, actualizaciones y mantenimiento. Asimismo, la tecnología de respaldo actual permite un goce de acceso 24x7x365, asegurando un tiempo de actividad casi del 100% al año, de acceso remoto a la aplicación. En cuanto a la seguridad, en el mercado del ERP remoto la confidencialidad es un compromiso, así como lo es la seguridad de los datos, teniendo una tasa cero de ataques o robos de datos”, declaró.

Consejos para una óptima implementación de ERP en la empresa

Para implementar con éxito una solución ERP, hay una serie de factores que los expertos recomendaron considerar.

Arturo Arancibia

Arturo Arancibia, gerente general de TOTVS Chile, dijo que el proceso de selección debe ser muy riguroso, pues un ERP es una herramienta de gestión que debe ser pensada para ser utilizada por muchos años. “En este proceso debe verificarse la adherencia del ERP para atender aspectos específicos del negocio de la empresa que lo está evaluando. Es importante también verificar las referencias y visitar a clientes para validar que la solución en evaluación tiene las ‘mejores prácticas’ del tipo de industria donde se implantará y los recursos de consultoría tienen el know how requerido”.

Phun de IDC, advirtió que, en caso de ser una empresa perteneciente a un nicho muy especializado, se debe considerar el software a medida (in-house) y, en caso contrario, la opción es un software empaquetado. Además, “evaluar puntos adicionales como conectividad o integración con soluciones de software ya existentes dentro de la empresa, soporte, servicios de mantenimiento y actualización, adaptación a la normativa vigente del país, y que sea escalable de acuerdo al crecimiento de la empresa en el tiempo”, concluyó.

Una vez seleccionado el ERP, es fundamental estructurar un equipo de trabajo con prioridad y patrocinio de la alta dirección, que conozca el negocio de la compañía y tenga las condiciones de administrar la implementación con el rigor de un proyecto estratégico para la empresa.

Claudia Chirino, gerente de consultoría de ventas de Oracle, hizo hincapié en que la empresa debe formar “un comité ejecutivo que tenga participación activa en el proyecto y en el estado de avance, que tenga visibilidad ejecutiva, y que el dueño del proyecto sea el área de negocios de la empresa, no el área de TI, como es en muchas partes. Elegir un buen implementador, con metodologías y casos probados. Además, para empresas que caminan por primera vez en esto, se debe manejar la gestión del cambio y la inducción temprana. Manejar un equipo interno con dedicación al proyecto, participación activa en definiciones, pruebas y que tengan un buen método de control de cambios”.

Durante la ejecución, Milad de Microsoft destacó que es muy importante “tener un alcance con objetivos claros y medibles, entendidos plenamente por parte de todos los involucrados, y seguir siempre una metodología de implementación. Observar y controlar todos los aspectos que componen el costo total de propiedad, de forma que el presupuesto no se vea gravemente comprometido. No se debe subestimar ningún concepto que posteriormente podría ser un obstáculo para el éxito del proyecto, desde la inversión en la plataforma requerida hasta la complejidad de la configuración y la no adopción de la tecnología por parte del usuario, entre otros”.

Inicie la conversación

Envíenme notificaciones cuando otros miembros comenten sobre este artículo.

Por favor cree un Nombre de usuario para poder comentar.

- ANUNCIOS POR GOOGLE

Close