Noticias Manténgase informado sobre las más recientes actualizaciones de productos y noticias de tecnología empresarial.

Perú: Se siguen sumando fintech al ecosistema de las criptodivisas

Con la pandemia no solo se aceleró la transformación digital del sistema financiero tradicional para atender a usuarios cada vez más digitales, sino que los hábitos y preferencias han evolucionado, dando mayor espacio para nuevos tipos de fintech.

Las fintech en el Perú han pasado, en dos años –en buena medida a raíz de la pandemia–, a casi duplicar su presencia y multiplicar su impacto. Eran 100 empresas moviendo alrededor de US$ 4.000 millones en el 2019, y ahora ya superan los US$ 15.000 millones, según un reporte de Innova ESAN publicado en el diario El Peruano. Además, han ganado peso en el sector y no solo se está trabajando legislación especial para ellas, sino que la gran banca las está convirtiendo en sus aliadas vía asociaciones o su contratación para desarrollar servicios puntuales.

La banca es uno de los sectores que más ha madurado digitalmente en todo este período. Según el Ìndice de Madurez Digital 2021 de EY, el sector financiero tiene un nivel de 73,01, lo cual es superior a la media país (62,63). Siempre fueron el sector más maduro, dado que tienen ya seis años en este proceso, pero lejos de estancarse, el 61 % de los bancos han acelerado su plan holístico de transformación digital con la pandemia. Han incrementado el uso del comercio electrónico, implementado la automatización inteligente de procesos, invertido más en nube, big data, aprendizaje automático e inteligencia artificial. Han migrado al modelo de agilidad, se enfocan en la atención virtual y buscan alianzas con fintech para cubrir nuevos modelos de pago.

El consumidor es quien está exigiendo, en la práctica, todos estos cambios. Según el Mastercard New Payments Index, la adopción de nuevas tecnologías de pago, como el uso de las criptomonedas o el código QR, sigue en aumento y un 82 % de peruanos planea usar alguna de esas modalidades emergentes para comprar y pagar cuándo y cómo quieran. De hecho, el 94 % ya tiene acceso a más formas de pago en comparación con el año pasado y 79 % son más leales a quien ofrece múltiples formas de pagar sus compras. El 43 % pagó con una tarjeta sin contacto, 30 % pagó a través de códigos QR, 11 % usó criptomonedas y 10 % pagó verificando su información con checkouts biométricos.

El entorno cripto

En el país, existen en la actualidad al menos 10 empresas con reconocimiento en el ecosistema de las criptodivisas que vienen elevando su presencia pese a la volatilidad experimentada por estas divisas y la polémica que generan. En el portal es.cointelegraph.com se indica que, en los dos primeros meses del 2021, se hicieron transacciones superiores a todas las realizadas en el 2020 y ubica al Perú entre los tres países con más incremento. Pero no todos los usos locales son legítimos: según los reportes de ESET, Perú también es el país de Latinoamérica con mayor incidencia de criptominería, y el segundo en el mundo, luego de Tailandia.  

A nivel de la gran banca, las organizaciones solo se han enfocado en el uso de blockchain y sus relaciones con las fintech no están ligadas directamente al mundo cripto. No obstante, en el país circulan las divisas electrónicas con dinamismo, siguen surgiendo o llegando startups dedicadas a su manejo, y las autoridades financieras ya están pensando en el marco regulatorio apropiado para evitar situaciones contraproducentes.

Matías Romero, Buenbit.

«Perú es el país latinoamericano con mayor proporción de inversionistas en criptomonedas, de acuerdo con el último estudio de Statista. Además, es un país ávido de innovación en materia financiera, donde se están dando pasos agigantados hacia la digitalización de la economía», comentó Matías Romero, gerente país de Buenbit, una plataforma fintech argentina que acaba de entrar a operar al país en mayo pasado.

Buenbit surgió en el 2018 en Argentina y, luego de superar los 350 mil usuarios, dio inicio a su proceso de internacionalización expandiéndose a Perú. El siguiente mercado en la mira es Colombia, y posteriormente Chile. Arrancaron en Perú, explicó, porque existe una oportunidad muy grande para las criptomonedas en los portafolios de inversión. Hay cerca de US$ 40.000 millones en depósitos en dólares, de los cuales US$ 12.000 millones están invertidos en depósitos a plazo y US$ 8.000 millones invertidos en fondos mutuos, detalló. «Con el tiempo, las criptomonedas van a ir tomando una porción de esos portafolios», dijo.

Buenbit llega con su oferta de intercambio de tres divisas (bitcoin, ether y DAI). A nivel de casas de cambio, compite tanto con empresas internacionales que ofrecen plataformas de negociación para inversionistas sofisticados (la china Binance o la chilena Buda), como con otras alternativas de páginas web locales. Una de ellas es 9780Bitcoin.com, quienes han migrado al mundo offline y tienen cuatro tiendas físicas para compraventa de bitcoin y otras criptomonedas. Ellos están en Lima, Arequipa, Cusco y Trujillo. Entre sus planes está la internacionalización y, más adelante, tener un criptobanco.

A nivel de marcas que ya aceptan este tipo de moneda como medio de pago en el país se tiene a Bodega T, del grupo Tabernero. Ellos venden más de 5.000 botellas al mes en línea en 21 ciudades del país y están abiertos a recibir pagos con este tipo de divisas. El gerente de comercio electrónico de la empresa, Marco Esparza, informó a la prensa que aceptan el uso de bitcoin y dogecoin debido a la madurez local que tiene este ecosistema y a su uso cada vez más cercano al consumidor común.

Investigue más sobre Tendencias de cómputo empresarial

Close