Guía Esencial

Navegue en las secciones

BACKGROUND IMAGE: iSTOCK/GETTY IMAGES

Este contenido es parte de Guía Esencial: Guía esencial: Lo básico sobre el código abierto
Evaluar Conozca los pros y contras de las tecnologías, productos y proyectos que está considerando.

Iniciativas de código abierto benefician a muchas compañías

Las organizaciones necesitan reconocer que su equipo de desarrollo interno no puede escribir todo el código que necesitan para sus nuevos proyectos.

Si su próximo proyecto de desarrollo de software va a ser un éxito, ya sea una sencilla implementación de Java EE o un papel a gran escala en una iniciativa de nube privada basada en OpenStack, se tiene que escribir una enorme cantidad de código. Tristemente, las organizaciones necesitan reconocer que no hay manera de que todo ese código pueda ser escrito por el equipo de desarrollo interno.

Entonces, ¿qué debe hacer una organización? Según Jim Zemlin, director ejecutivo de la Fundación Linux, las organizaciones exitosas buscan a la comunidad de código abierto. "Hay demasiado software para ser escrito para que cualquier organización escriba este software por su cuenta", dijo Zemlin. "El código abierto permite que las empresas se centren sólo en los aspectos más importantes de sus pilas de tecnología; sólo las cosas que realmente diferencian a la organización."

El Dr. Stephan Lenz, gerente de infraestructura de BMW Group, tiene experiencia de primera mano con los beneficios que tanto la virtualización como el software de código abierto pueden aportar a una organización. BMW fue muy por delante de la curva al reconocer los beneficios de una infraestructura altamente virtualizada, en el esquema de contenedores. Pero por ahí del 2011, debido a que algunos cambios en los procesos de desarrollo y despliegue tradicionales sólo ofrecían mejoras marginales, la compañía estaba buscando nuevas formas de integrar la eficiencia en su pila de TI. "No podíamos ser más rentables con los métodos convencionales, y perderíamos nuestra ventaja competitiva si no hacíamos algo nuevo", dijo Lenz. "La nuevo que vimos en el mercado era de la nube."

Los peligros del desarrollo interno

Los proyectos de casa se crearon para proporcionar un sistema virtualizado, basado en la nube, que hizo que los centros de datos globales de BMW fueran más productivos. "Alrededor de 2011, desarrollamos una pieza de software interno que llamamos nuestra propia nube interna", dijo Lenz. "Funcionó perfectamente. Conseguimos nuevas eficiencias. Todo fue genial. Y luego nos encontramos con problemas. Las cosas no siempre irían como pensábamos."

Por supuesto, BMW es un fabricante de automóviles y no está en el negocio del desarrollo de centros de datos. Es más que comprensible que sus sistemas construidos internamente simplemente no podían hacer frente a todos los casos individuales que surgieron. Y ahí es donde OpenStack entró. Después de una cierta evaluación diligente, BMW se dio cuenta de que este pedazo de software de código abierto puede realizar muchas de las tareas de virtualización y automatización clave que necesitaban, mientras que al mismo tiempo eliminaba la necesidad de que cada línea de código se desarrollara, gestionara, probara y se le diera mantenimiento en sitio interno.

Los beneficios de las iniciativas de código abierto

¿Las dos grandes ventajas que OpenStack proporcionó a BMW? "En primer lugar, tenemos una API y un modelo de datos para describir las nubes y las instancias virtuales que se convertirán en estándares de la industria", dijo Lenz. Esto permite a organizaciones grandes como BMW avanzar con confianza, por lo que el desarrollo será estable y las cadenas de herramientas y el código no tendrán que cambiar a medida que la industria evoluciona.

Y el segundo beneficio clave es el hecho de que OpenStack es de código abierto y libre. "Nadie gana dinero en el crecimiento de nuestra empresa. Nadie viene con derechos de licencia inesperados, y hemos experimentado mucho de eso."

La experiencia de BMW subraya la realidad de que, en muchos casos, voltearse hacia iniciativas de código abierto puede proporcionar importantes beneficios a una organización y ayudar a los departamentos de TI a desahogarse de tener que mantener los proyectos de software internos que pueden rivalizar incluso con los grandes proyectos de Apache en términos de tamaño y complejidad. Siempre hay una necesidad de personalización, pero la mezcla de una gran cantidad de software de código abierto con una parte adecuada de desarrollo interno es lo que la mayoría de las organizaciones están descubriendo como una relación mágica.

Trabajando hacia la proporción dorada

Jim Zemlin promueve una regla de 80/20, la cual sugiere que las organizaciones más exitosas obtienen 80% de su software de proyectos de código abierto, y personalizan el último 20% para satisfacer las necesidades específicas de su negocio. Por supuesto, si una compañía obtiene un 80% de su código de fuentes externas como Apache, Red Hat, Linux o la Free Software Foundation, dicha compañía tiene que tomar un papel activo en la gestión, dirección e impulso de las mencionadas organizaciones. Google, HP y NEC tienen empleados de tiempo completo que gestionan el uso y desarrollo del software de código abierto utilizado dentro de sus organizaciones.

La gran variedad de proyectos, y las muchas maneras diferentes en que el software de código abierto se puede integrar en un proyecto existente u hoja de ruta corporativa, requiere un nuevo enfoque para el desarrollo y la adopción de software en comparación con una época donde la mayoría de software fue desarrollado internamente. "Ahora que el software de código abierto se ha convertido en la forma dominante de desarrollo de software, es importante entender cómo escoger los proyectos adecuados, cómo entender los marcos de propiedad intelectual que rigen esos proyectos, cómo entender los estilos de codificación sociales dentro de esos proyectos y cómo entender la integración, la recopilación del código, cómo mejorarlo, hacerle cambios y entregar esos cambios al proyecto de central", dijo Zemlin.

El hecho es que las organizaciones están aprendiendo a hacer más con menos. Es decir, escribir menos código y hacer más con iniciativas de código abierto. Pero eso no significa que las empresas consumidoras de software de código abierto deban ser usuarias sin retribuir. Mediante el uso, la integración y mejora del código que utilizan –y la posterior entrega de esas mejoras al proyecto original– las organizaciones pueden dar y tomar, aprovechando el software libre sin dejar de ser una parte integral del bucle de mejora continua que asegura que proyectos como OpenStack crecerán y evolucionarán hacia productos mejores y cada vez más útiles.

Inicie la conversación

Envíenme notificaciones cuando otros miembros comenten sobre este artículo.

Por favor cree un Nombre de usuario para poder comentar.

- ANUNCIOS POR GOOGLE

Close