Evaluar Conozca los pros y contras de las tecnologías, productos y proyectos que está considerando.

Con SDN, la transición a IPv6 podría no ser tan difícil

Gracias a la automatización y la fácil gestión de SDN, los administradores de redes pueden olvidar la complejidad de IPv6 y centrarse en sus beneficios.

Es muy probable que recuerde el número telefónico de su casa desde el tercer grado. También es probable que recuerde la dirección IP del primer router que configuró ( y rompió y configuró de nuevo). Pero, ¿recuerda la dirección del primer dispositivo IPv6 que ha configurado? Probablemente no. Quizás tampoco recuerde números móviles viejos o el número de su trabajo sin mirar la pantalla de su 7900 (el terminal IP de Cisco).

IPv6 no es complejo, pero por alguna razón percibimos que lo es. Las direcciones con 128 bits son tan abundantes y lo suficientemente grandes como para resistir a una fácil recordación. ¿Pero qué si SDN hace para IPv6 lo que el Sistema de Nombres de Dominio hizo por internet? ¿Y si es un marco que humaniza una complejidad cada vez más desalentadora, tanto real como percibida? ¿Qué pasa si SDN hace a IPv6 un no-evento?

SDN, IPv6: Con controladores, ¿a quién le importa cómo luce la dirección?

Sin duda, la implementación de redes programables que son virtualizadas y administradas a través de interfaces inteligentes y políticas automatizadas aumentará significativamente la complejidad. Pero al igual que con la virtualización de servidores, la complejidad engendra eficiencia. La arquitectura y la configuración de los hipervisores, y la conversión de las infraestructuras de servidores físicos a los virtuales son, sin duda, procesos complejos. Ellos son el reino de los ingenieros agudos con habilidades ninja. Pero una vez configuradas, la complejidad de la infraestructura no es evidente en el día a día, ya que las tareas se completan con interfaces de gestión que se basan en las construcciones organizacionales más naturales de sus operadores humanos. Las herramientas de gestión de virtualización nos permiten tomar aquello para lo que somos buenos –almacenar modelos complejos de sistemas multidimensionales en nuestras cabezas– y asignarlo a las minucias complejas de la configuración física definida por la máquina que está debajo.

Este tipo de automatización y gestión sencilla cambiará la manera en que vemos IPv6. Con IPv6, nos centramos demasiado en las diferencias con su antecesor, IPv4. Pero con el tiempo, con SDN llegaremos a pensar en los recursos primero por su nombre, y la asignación de direcciones físicas se moverá bajo las cubiertas de los servicios de directorio y las bases de datos del controlador.

Dejaremos de pensar en los detalles de la dirección, al igual que los ingenieros antes que nosotros dejaron de pensar en direcciones MAC cuando se mudaron a IP. Ellos dejaron que la red resolviera los detalles del protocolo. Tal vez usted en su vida ha visto nacer a internet, no desde la interconectividad, sino más bien de los DNS. Son los DNS los que permiten a su mamá comprar, no en 205.251.242.54, sino en Amazon.com. La “complejidad” de DNS impulsó la adopción de IP, del enrutamiento y de las ricas interconexiones de servicio. Imagínese configurar una regla de acceso que permita a bob.smith conectarse a exchangecluster1.noc.virginia sin ver ninguna dirección IP. A la mayoría de los administradores no les importará si es IPv4 o v6, y los gerentes de TI moverán a sus equipos más allá de su largamente sostenida renuencia para hacer frente a las direcciones v6.

Minority Report y el Internet de las Cosas

Aunque maravillosamente cinematográfica, no puedo imaginar tratar de cerrar tickets realmente utilizando una estación de trabajo de Minority Report. De pie todo el día, agitando sus brazos alrededor en proyecciones delante de usted sería agotador. Olvídese del túnel carpiano, tendría el hombro o la espalda carpianos. Pero este es un punto de partida interesante para entender el potencial de SDN.

Con el tiempo, con SDN llegaremos a pensar en los recursos primero por su nombre, y la asignación de direcciones físicas se moverá bajo las cubiertas de los servicios de directorio y las bases de datos del controlador.

Considere los pasos actuales para añadir un nuevo enlace directo entre los campus remotos. Usted toma informes de ancho de banda para determinar que se requiere un enlace directo WAN para ganar espacio en los vínculos existentes con la sede. Tiene páginas de detalles para revisar con los proveedores de internet (ISP), luego usted configura el enrutamiento, depura durante días y finalmente pulsa el interruptor, solo para encontrar que hay cientos de reglas de firewall que  necesitan ser actualizadas o migradas hacia servicios de los cuales ni siquiera era consciente. Ahora incluya IPv6 en la mezcla, y el hecho de que los dominios localizados de nivel superior, plurilingües, o gTLDs, producen direcciones que se ven así: نقطة - شبكة امارات. Además, la futura Internet de las Cosas (el Internet de Todo de Cisco), que hará que sea un reto determinar si un punto final es una bombilla de luz inteligente que necesita conectarse con REST (representational state Transfer) de vez en cuando a un puerto HTTP, o si es bob.smith tratando frenéticamente de alcanzar su buzón de correo de Exchange a través de un VPN desde Costa Rica.

Introduzca SDN y redes programables, donde usted simplemente definirá clases de políticas de usuario, y arrastre bob.smith a una de estas categorías. Su dispositivo anunciará su configuración y necesidades, y bob.smith y su contexto de inicio de sesión se vinculará a un almacén de identidad con descriptores de servicio. A continuación los routers, switches, hipervisores y servidores de aplicaciones anunciarán sus requisitos individuales para conectividad, seguridad y rendimiento. Su infraestructura de controlador SDN responderá a la solicitud de inicio de sesión de Bob en un quiosco en Costa Rica, reconfigurando el acceso para proporcionar una experiencia de usuario sin problemas. También alterará las políticas de acceso de adaptarse a la seguridad reducida de su dispositivo (end point).

Todo funcionará sobre IPv6, pero a usted no le importará: tendrá una cola en su mesa de ayuda llena de cuestiones que hoy son inimaginables. Afortunadamente, usted podrá hacerse cargo cómodamente con un dedo en una pantalla táctil o un ratón. Romperse la espalda agitando los brazos violentamente no forma parte de ninguna interfaz de alguna herramienta de SDN que se haya visto hasta ahora, aunque sigue siendo una reacción común cuando trae a colación IPv6.

Acerca del autor: Patrick Hubbardes un head geek y gerente de marketing senior para productos técnicos en SolarWinds. Con 20 años de experiencia técnica y perspectiva de usuario de TI, su experiencia de gestión de redes incluye trabajo con campus, centros de datos, redes de almacenamiento, VoIP y virtualization con un enfoque en aplicaciones y entrega de servicios, tanto para compañías Fortune 500 como para emprendedoras en alta tecnología, transporte, servicios financieros e industrias de telecomunicaciones. Puede encontrarlo en Patrick.Hubbard@solarwinds.com.

Este artículo se actualizó por última vez en mayo 2014

Profundice más

Inicie la conversación

Envíenme notificaciones cuando otros miembros comenten sobre este artículo.

Por favor cree un Nombre de usuario para poder comentar.

- ANUNCIOS POR GOOGLE

Close