Jakub Jirsák - stock.adobe.com

Gestionar Aprenda a aplicar las mejores prácticas y optimizar sus operaciones.

Colaboración y visualización de datos para mejorar la atención médica

Los médicos requieren una visión integral de un paciente, departamento o instalación en cualquier momento. Por lo tanto, las organizaciones de salud con visión del futuro están invirtiendo en tecnología que pueda reunir los datos en un solo lugar.

Las organizaciones de atención médica enfrentan problemas a diario. Con los avances en tecnología, los modelos financieros cambiantes, la consolidación y las nuevas regulaciones que rediseñan constantemente el entorno competitivo, los sistemas de atención médica requieren nuevas herramientas y flujos de trabajo que promuevan una flexibilidad y colaboración óptimas para mantenerse a la vanguardia.

El creciente portafolio de atención médica está proporcionando información valiosa sobre la forma en que los hospitales y otras organizaciones se están adaptando a la nueva normalidad. Las soluciones tecnológicas permiten crean contextos compartidos en tiempo real para que los equipos de toma de decisiones visualicen grandes cantidades de datos, con información procesable, y permiten flujos de trabajo independientes de la ubicación que extienden la colaboración más allá de los muros de un hospital.

"Los problemas que la mayoría de los hospitales y sistemas de salud enfrentan hoy en día no son la falta de datos", dijo Mike Sklar, vicepresidente de Atención Médica para las Américas, de Barco. "De hecho, ha habido un aumento exponencial en los datos tanto de fuentes clínicas como operativas. El verdadero desafío es hacer que esos datos tengan sentido y estén disponibles para las personas dondequiera que trabajen, que puedan usarlos para generar mejores resultados.”

Un obstáculo en la transformación digital de la atención médica es la persistencia de silos de datos. “Cuando se requiere que los médicos y los responsables de la toma de decisiones consulten múltiples sistemas, fuentes de datos y pantallas, a menudo pierden conocimiento operativo: una visión integral de un paciente, departamento o instalación en cualquier momento. Por lo tanto, las organizaciones con visión del futuro están invirtiendo en tecnología que pueda reunir los datos en un solo lugar”, explican desde Barco.

Los petabytes de datos de los pacientes no proporcionarán gran conocimiento a los proveedores a menos que los datos se puedan integrar visualmente, permitiendo a los médicos tomar mejores decisiones en tiempo real. Pero en los centros de mando clínico, detalla el ejecutivo de Barco, los responsables del sistema de salud y los tomadores de decisiones pueden monitorear los flujos de pacientes, administrar la capacidad, asignar recursos y reducir los tiempos de espera para los pacientes. “Del mismo modo, se están desplegando sistemas multipantalla y video walls en áreas clínicas clave para superar los silos y proporcionar un mayor contexto y continuidad para la atención del paciente”, dice Sklar.

Esa misma información también puede mejorar la colaboración en entornos clínicos formales, permitiendo a los participantes de una reunión, tanto remotos como in situ, ver exactamente el mismo contenido. Y a menudo elimina la necesidad de transferir imágenes y datos entre sistemas o sitios.

Mayor colaboración

El conocimiento operativo, enriquecido por el contexto visual, produce mejores flujos de trabajo clínico, mayor colaboración y, por ende, mejores resultados, ya que ayuda a los profesionales de la salud a lograr el cuádruple objetivo de la atención médica: mejorar la experiencia de atención al paciente, la salud de las poblaciones, reducir el costo per cápita de la atención médica y aumentar la experiencia del profesional de la salud, explica Sklar.

El ejecutivo de Barco añade que las tecnologías de lectura remota dan otro ejemplo de cómo los sistemas de salud pueden eliminar las barreras físicas para optimizar la atención al paciente, mejorar las operaciones y responder a los nuevos desarrollos con la máxima flexibilidad. Al virtualizar el departamento de radiología, permitiendo a los radiólogos proporcionar la misma atención de calidad desde cualquier lugar, los hospitales están reduciendo los gastos en el sitio y reutilizando espacio valioso.

Más allá de las ventajas clínicas que ofrece la lectura remota, los sistemas de salud valoran los beneficios operativos. "Los turnos de guardia, fines de semana y nocturnos, por ejemplo, se pueden realizar en casa en lugar de en el hospital. Dado que la generación millennial y los nativos digitales están ingresando a la fuerza laboral, la lectura en el hogar se está convirtiendo en un beneficio estándar en la contratación de radiología”, señaló el experto de Barco.

También es un enfoque que ha demostrado ser especialmente eficaz durante la pandemia de COVID-19, cuando de forma repentina los sistemas de salud necesitaron contar con una fuerza de trabajo remota al tiempo que continuaban brindando cuidados intensivos tanto a los pacientes infectados como a las poblaciones no infectadas.

Investigue más sobre Aplicaciones de mejora de procesos

Close