Evaluar Conozca los pros y contras de las tecnologías, productos y proyectos que está considerando.

Asoman los sistemas de gestión de procesos de negocio

¿Qué es BPM y cómo puede ayudar a su organización? Buscamos respuestas con los autores del Manual Oracle Business Process Management Suite 11g.

¿Qué es la gestión de procesos de negocio (BPM)? ¿Cómo ha cambiado en la última década? ¿Cómo puede hacer su vida más fácil y por qué le debería importar? Recopilamos algunas preguntas urgentes sobre gestión de procesos de negocio y juntamos los cerebros de Manoj Das, Manas Deb y Mark Wilkins, autores del Manual Oracle Business Process Management Suite 11g. 

¿Existe una definición de la gestión de procesos de negocio abarcadora? ¿Cuáles son algunas de ellas y cuál es la suya?

Mark Wilkins: El término BPM ha estado en uso tanto en los círculos de negocios como en los de TI durante mucho tiempo, y en la actualidad su significado está consensuado en su mayor parte. Aunque hay varias definiciones diferentes dando vueltas, todas son muy similares y las diferencias surgen del énfasis en aspectos particulares, o productos, dentro de BPM. Nuestra definición en pocas palabras, simplemente dirá que “BPM se define como una estrategia para la gestión y mejora del rendimiento de una empresa mediante la continua optimización de los procesos de negocio en un ciclo de circuito cerrado de modelado, ejecución y evaluación”.

Creemos firmemente que BPM es una práctica para la mejora continua de los procesos de negocio, que brinda oportunidades para una mayor flexibilidad y control a los más altos niveles de la empresa.

Lea el extracto del libro.

  • Haga clic aquí para leer el extracto del Manual Oracle Business Process Management Suite 11g (en inglés).

Mientras otros prefieren hacer hincapié en las técnicas o en las tecnologías tales como los enfoques centrados en los documentos o en las diferentes formas de registrar las únicas variaciones importantes que hay surgen entre los tipos de procesos clave en la orquestación, coreografía y gestión de los casos. Cuando la tecnología se encarga de todos estos tipos de procesos de manera eficaz, se convierte en una simple cuestión de aplicar las disciplinas necesarias con el fin de capitalizar el objetivo final de la mejora del negocio.

¿Cuál es el la brecha tecnológica de las empresas y cómo puede la gestión de procesos de negocio tanto el concepto como la tecnología que lo rodea– ayudar a reducirla?

Wilkins: La brecha tecnológica de los negocios ha sido un tema candente durante la mayor parte de la década pasada. Se refiere a la falta generalizada de TI para satisfacer las expectativas de la empresa y desarrollar todo su potencial, como una herramienta para la mejora del negocio. En su libro, Business Process Management (BPM): The Third Wave (Gestión de Procesos de Negocio [BPM]: La Tercera Ola), Howard Smith y Peter Fingar hablan de borrar la brecha tecnológica de las empresas, poniendo el control de la gestión de procesos de negocio exclusivamente en manos de los profesionales de negocios. Este concepto utópico carecía de las herramientas que permitieran tales hazañas por parte de los empresarios en solitario. Pero las actuales herramientas de BPM son mucho más competentes y nos acercan mucho más a la meta de la tecnología, brindando las herramientas para permitir que los negocios funcionen sin trabas debido a las limitaciones de su tecnología.

Otro elemento subyacente de la brecha tecnológica de las empresas tiene que ver con la comunicación. Las TI siempre han estado plagadas de una falta de comunicación sobre las necesidades. Cuando se cuenta con el apoyo adecuado de herramientas precisas, la BPM se convierte en una actividad altamente colaborativa entre el negocio y la TI, eliminando la discontinuidad.

Usted escribió que la BPM es un mercado de millones de dólares y que está creciendo alrededor de un 15 % por año. ¿Por qué está creciendo tan rápidamente?

Manas Deb: Con el tiempo, las empresas han centrado sus estrategias de gestión en una serie de temas relacionados con la tecnología, empezando con el enfoque basado en los datos. Esto fue seguido por las aplicaciones informáticas orientadas a la funcionalidad, que constituyen la mayor parte de nuestras actuales aplicaciones existentes. El tercer vértice de este triángulo el conjunto de procesos de negocio que son directamente responsables del rendimiento global de la empresa ha demostrado ser el más difícil de aislar y de gestionar. Los recientes avances en la tecnología y las normas han cambiado esto para bien, y esa es la razón por la cual la BPM en su manifestación actual es tan importante para los negocios de hoy.

En un momento se menciona la frase integración espagueti. ¿Puede explicar de qué se trata, por qué es un problema y cómo los departamentos de TI pueden obtener una mejor visión de su negocio a través de las TI?

Deb: Integración espagueti es la metáfora utilizada para describir los resultados de las anteriores técnicas informáticas, en particular apuntando a la integración y a su sucesora, la integración de aplicaciones de empresa, que fue puesta en marcha para conectar las funciones que se encuentran en compartimentos verticales aislados de las aplicaciones de negocio, con el fin de gestionar el proceso central horizontal (a menudo denominado “transversal”) del negocio. Este enfoque dio lugar a cifras cada vez mayores de interconexiones y dependencias, y resultó una situación en que las TI quedaron atrapadas en el compromiso de tratar de resolver un problema de su propia creación que es la razón por la cual muchas organizaciones tenían aplicaciones aisladas. En la actualidad hemos ido más allá de esa situación y en su lugar encapsulamos las funciones de negocio como servicios SOA [arquitectura orientada a servicios] con interfaces estandarizadas, mecanismos de detección y gestión, independientemente de las aplicaciones o plataformas que los contengan. De esta manera, SOA ha sido una de las principales tecnologías que nos ha permitido separar los aspectos técnicos y gestionar el flujo de procesos de negocio a través de un conjunto de servicios empresariales autónomos, sin las limitaciones de las aplicaciones en las que residen que de otra manera serían rígidas o las frágiles interconexiones entre ellas.

¿Por qué la utilización de BPM resulta una mejor opción que personalizar uno mismo las aplicaciones empaquetadas? ¿Puede contarnos algún caso que haya visto en el que la BPM haya mejorado en gran medida la productividad de una organización?

Manoj Das: Hay tres razones principales por las que el uso de BPM resulta una opción mejor que la personalización de una aplicación empaquetada:

  1. El uso de tecnologías y herramientas basadas en estándares, fáciles de usar y más modernas y poderosas.
  2. La separación de las funciones personalizadas del ciclo de vida de la aplicación permitirá iteraciones más rápidas y una agilidad mejorada.
  3. Aislar las personalizaciones hace que sea más fácil una posterior actualización de la aplicación.

Debido a estas ventajas, estamos viendo muchos clientes que deciden utilizar los paquetes de aplicaciones sin demasiada personalización. La Universidad de Adelaida es un ejemplo de un cliente en el que las personalizaciones necesarias para PeopleSoft HR se realizaron en Oracle BPM Suite.

Investigue más sobre Almacenamiento y gestión de datos

Inicie la conversación

Envíenme notificaciones cuando otros miembros comenten sobre este artículo.

Por favor cree un Nombre de usuario para poder comentar.

- ANUNCIOS POR GOOGLE

Close