BACKGROUND IMAGE: iSTOCK/GETTY IMAGES

Este contenido es parte de Guía Esencial: Guía Esencial: El centro de datos actual está virtualizado
Gestionar Aprenda a aplicar las mejores prácticas y optimizar sus operaciones.

Principales casos de uso para automatizar el despliegue de VM

Automatice la implementación de máquinas virtuales para satisfacer la demanda de recursos, al tiempo que garantiza que cada máquina virtual siga configurada correctamente y cumpla con las políticas de gobernanza y ciclo de vida.

Para mantenerse al día con las crecientes demandas de recursos, use la automatización al implementar máquinas virtuales para lanzar y configurar máquinas virtuales (VM) de manera rápida y predecible.

La virtualización puede mejorar la utilización de recursos y la administración de la carga de trabajo, pero la diversidad y el volumen de los procesos de virtualización pueden dificultar el soporte manual de la virtualización. La automatización de la implementación de VM puede agregar velocidad y consistencia al aprovisionamiento, implementación y administración de cargas de trabajo de VM.

La automatización ofrece dos ventajas principales para cualquier tarea: velocidad y consistencia. La automatización le permite completar tareas repetitivas, y con frecuencia complejas, más rápido de lo que podría hacerlo un administrador. La automatización también completa tareas de la misma forma cada vez, lo que aporta más consistencia y confianza a las tareas repetitivas. La velocidad y la consistencia son dos beneficios cruciales, especialmente para cualquiera que deba crear y administrar muchas máquinas virtuales.

Hay innumerables casos de uso en los que la automatización de la implementación puede mejorar la entrega y el rendimiento de las máquinas virtuales.

Los usos más comunes de la automatización tienden a ser el aprovisionamiento de máquinas virtuales y la implementación de cargas de trabajo. La creación de máquinas virtuales implica numerosos pasos, como asignar vCPU y memoria, definir el almacenamiento y asignar recursos de red. Automatizar la implementación de máquinas virtuales puede acelerar el proceso de aprovisionamiento y permitir la creación de numerosas máquinas virtuales idénticas. La automatización también puede cargar imágenes de cargas de trabajo en máquinas virtuales, aplicar ajustes de configuración a las cargas de trabajo y poner cada carga de trabajo en operación.

El aprovisionamiento automatizado y la implementación de cargas de trabajo a menudo se asocian con el autoservicio del usuario. Las implementaciones de TI tradicionales requieren nuevas solicitudes de cargas de trabajo que luego requieren presupuestos, adquisición de hardware y software, y programación e implementación formales. La automatización de la implementación de VM puede permitir a los usuarios solicitar y recibir nuevos servidores VM, cargas de trabajo y otros servicios de TI casi bajo demanda, e incluso pueden adaptarse a la administración o aprobaciones de TI si es necesario antes de actuar.

La automatización del despliegue de VM permite el desarrollo de software moderno

Automatizar la implementación de máquinas virtuales es una herramienta clave para los paradigmas de desarrollo de software modernos, como la integración continua/entrega continua y DevOps. La automatización es crítica porque pastorea múltiples iteraciones diarias a través de repositorios, compilaciones, depuración, pruebas de compilación, administración de configuración e implementación en máquinas virtuales. DevOps no funciona sin plataformas de automatización.

La automatización también puede admitir tareas de administración del ciclo de vida de las máquinas virtuales. Por ejemplo, la automatización puede invocar tareas de protección tales como copias de seguridad de VM e instantáneas. La automatización también puede combinarse con herramientas de administración del ciclo de vida para automatizar la identificación y limpieza de máquinas virtuales inactivas, no utilizadas o limitadas en el tiempo, devolviendo esos recursos a un grupo común para su reutilización.

Finalmente, la automatización de la implementación de máquinas virtuales ha encontrado aceptación como un medio de gobierno empresarial. Los procesos manuales tradicionales de asignación de recursos de máquinas virtuales, la gestión de la configuración de los sistemas y la implementación de las cargas de trabajo están plagados de errores y descuidos. Dichos problemas pueden desperdiciar recursos de TI valiosos, precipitar el rendimiento de las cargas de trabajo deficientes o limitadas, y exponer sistemas críticos a amenazas de seguridad y otras consecuencias no deseadas.

La automatización de la implementación de las máquinas virtuales hace que la creación de máquinas virtuales sea consistente y repetible, lo que le permite conservar los recursos y establecer configuraciones de máquinas virtuales de acuerdo con las necesidades de negocios y reglamentarias prevalecientes.

Este artículo se actualizó por última vez en octubre 2018

Inicie la conversación

Envíenme notificaciones cuando otros miembros comenten sobre este artículo.

Por favor cree un Nombre de usuario para poder comentar.

- ANUNCIOS POR GOOGLE

Close