BACKGROUND IMAGE: Sergey Nivens - Fotolia

Este contenido es parte de Guía Esencial: Guía esencial: Gestione sus proyectos de internet de las cosas
Gestionar Aprenda a aplicar las mejores prácticas y optimizar sus operaciones.

Con un gemelo digital de IoT, la seguridad no puede olvidarse

Si bien los gemelos digitales pueden mejorar la seguridad de los dispositivos y procesos de IoT, es fundamental considerar la seguridad de los gemelos cuando implementan uno.

Cualquier organización que planee usar IoT debe considerar los gemelos digitales como una tecnología esencial, ya que proporcionan un puente entre el mundo físico y el digital. De hecho, todo apunta a una explosión de la tecnología de gemelo digital. La firma de investigación Gartner nombró al gemelo digital de IoT en sus 10 tendencias tecnológicas estratégicas principales durante los últimos dos años, estimando que dentro de tres a cinco años, miles de millones de cosas estarán representadas por gemelos digitales.

¿Qué es la tecnología de gemelo digital? En pocas palabras, es la representación virtual de un activo físico, un duplicador virtual de algo que puede ayudar a mejorar la comprensión, el desarrollo y la gestión del ciclo de vida del producto.

La historia de los gemelos digitales se remonta a cuando la NASA comenzó a crear sistemas en espejo en los primeros días de la exploración espacial, lo que permitió a los ingenieros y astronautas descubrir con éxito cómo podrían rescatar la dañada misión Apollo 13.

Hoy en día, los gemelos digitales de IoT se crean para probar y construir todo tipo de equipos en un entorno virtual. Los desarrolladores pueden ejecutar simulaciones y pruebas basadas en los datos recopilados de sensores físicos de IoT del mundo real, así como modelos y dispositivos de monitorización que utilizan inteligencia artificial, aprendizaje automático y análisis predictivo. Los gemelos digitales también reducen los riesgos de seguridad asociados con los dispositivos IoT, ya que los datos y las aplicaciones no tienen que residir en el dispositivo físico, solo en la nube. Por ejemplo, no es necesario implementar una unidad telemática costosa para rastrear el comportamiento de un conductor, ya que la aplicación simplemente puede ejecutarse en la nube.

Como todo en el mundo de IoT, los datos son el principal impulsor del gemelo digital de IoT, y es el resultado más valioso de uno. Dado que gran parte de estos datos se envían a sistemas basados ​​en la nube para su procesamiento y análisis, la seguridad de los datos de IoT debe ser una prioridad máxima al implementar IoT y gemelos digitales.

Sin embargo, la historia ha demostrado que la seguridad a menudo se pasa por alto en las nuevas tecnologías de rápido movimiento, lo que hace que se pierdan y roben datos valiosos y confidenciales. En el apuro por aprovechar la tecnología de gemelo digital, es importante que las empresas se tomen el tiempo de proteger los datos generados por los sensores de IoT y que luego se almacenan y procesan en la nube, al igual que cualquier otro dato.

Si bien es menos probable que los datos de IoT contengan información de identificación personal frente a muchos datos de aplicaciones en la nube, es muy probable que los hackers de datos estén dispuestos a gastar tiempo y dinero intentando robarlos. Es esencial garantizar que solo los procesos y usuarios autenticados con los permisos correctos puedan acceder a los datos de los gemelos digitales de IoT.

Se debe crear roles que gestionen el acceso a recursos y acciones específicos de los gemelos digitales siguiendo el principio de privilegio mínimo para limitar el rol de cada dispositivo, sensor y persona. Los datos también deben cifrarse en reposo y solo deben transmitirse a través de protocolos seguros.

Tanto Microsoft Azure IoT como Device Shadow Service para AWS IoT proporcionan herramientas de seguridad e identidad para ayudar a administrar el acceso y la autenticación para los gemelos digitales de IoT, así como para facilitar tareas como la actualización de credenciales y claves de autenticación de forma regular. Aquellos involucrados en proyectos de IoT deben estar familiarizados con las herramientas de seguridad disponibles y la mejor manera de usarlas.

No hay duda de que el gemelo digital de IoT puede transformar productos y servicios, así como reducir los costos de desarrollo y los gastos operativos y de capital. Sin embargo, algunos de los ahorros en costos y las ganancias que generan tienen que revertirse para garantizar que estén debidamente asegurados. Si no lo son, entonces las organizaciones experimentarán violaciones de datos y ataques que pueden comprometer las tecnologías patentadas y afectar los activos y servicios de infraestructura críticos.

Inicie la conversación

Envíenme notificaciones cuando otros miembros comenten sobre este artículo.

Por favor cree un Nombre de usuario para poder comentar.

- ANUNCIOS POR GOOGLE

Close