Resolver Problemas Consiga ayuda para problemas específicos con sus proyectos, procesos y tecnologías.

¿Cómo la virtualización integrada hace trabajar a una UCS?

La computación unificada jala servidores, conexiones SAN y redes hacia una plataforma. La virtualización integrada ayuda a una gestión más fácil.

La virtualización está en todas partes. No es sólo porque los servidores físicos se convierten en máquinas virtuales, sino porque las máquinas host físicas pueden ser virtualizadas también, usando soluciones avanzadas de compañías como Cisco o Hewlett-Packard.

En la actualidad, el Sistema de Computación Unificado de Cisco es el líder del mercado en sistemas de infraestructura convergente. HP Blade System Matrix eIBM PureSystems ofrecen soluciones similares. En este artículo usted leerá acerca de los sistemas de computación unificados (UCS) en general, así que cuando se menciona UCS, no es sólo acerca de la solución de Cisco, sino de la solución, en general, que incluye soluciones de otros fabricantes con nombres de productos diferentes.

El concepto básico detrás de una plataforma de computación unificada es integrar tanto como sea posible en una sola caja. Esto significa que el hardware de la computadora, la red de área de almacenamiento (SAN) y la infraestructura de red están todos en la misma solución con el objetivo de facilitar la gestión. Normalmente, los sistemas blade o los servidores montados en rack pueden utilizarse como nodos de computación. Los blades o los servidores no se tratan como entidades separadas, sino como bloques de construcción que se pueden utilizar para integrar una entidad informática. Al adoptar este enfoque, el propio hardware está virtualizado y hace la mayor redundancia posible. La virtualización del hardware también hace que sea más difícil encontrar las piezas de hardware que están hospedando actualmente servicios específicos.

Una segunda parte importante de la solución es la red integrada. Las empresas de TI tienden a usar una red de 10 Gbps integrada que se conecta a servidores externos, a usuarios y al SAN. Incluso si en teoría la SAN se puede integrar en el UCS, en la práctica a menudo es externo a la solución de computación unificada. En el UCS de Cisco, el Canal de Fibra sobre Ethernet se utiliza para hacer posible el uso de un switch integrado para tratar el usuario de la red, así como la red de almacenamiento.

Una interfaz de gestión integrada permite al administrador codificar los diferentes componentes de hardware en la solución funcional y para crear una solución que se cierra a falta de componentes. Esto ofrece una cerca, que a menudo se requiere en grupos de alta disponibilidad para asegurarse que los nodos que fallan se cierren correctamente.

La infraestructura convergente hace que sea fácil de implementar soluciones virtualizadas de manera eficiente.

La integración de la virtualización en un UCS

Infraestructura convergente hace que sea fácil de implementar soluciones virtualizadas de manera eficiente. Debido a que todo está en una caja, la cantidad de espacio de bastidor que se requiere es limitado, lo que hace que la solución relativamente rentable. Además, si la solución ha integrado el soporte para la virtualización, el entorno virtual se puede administrar desde la interfaz de gestión integrada, que es el caso para el UCS Cisco. Eso hace que sea posible optimizar la eficiencia de la solución y tener la plataforma para hacer algo en caso de que un componente de hardware deje de funcionar.

La solución de gestión no tiene que estar limitada a la UCS. Cisco Integrated Management Controller, por ejemplo, también permite administrar servidores externos desde la misma interfaz.

Alternativas y desventajas

Soluciones como UCS de Cisco o Blade System Matrix de HP se están popularizando en los centros de datos para optimizar la gestión y el uso de los recursos disponibles. Sin embargo, hay algunas desventajas. El inconveniente más importante es que es difícil de integrar hardware de otros proveedores. En el UCS de Cisco con un switch Nexus integrado, todo funciona perfecto si todo en la empresa TI es de Cisco Nexus. Por supuesto, los switches que no son de Cisco pueden ser integrados en la topología de conmutación, pero no se pueden gestionar desde la misma interfaz y no pueden basarse en la tolerancia integrada de fallos de un UCS. La implementación de una solución integrada significa automáticamente cada vez mayor dependencia de la empresa con un solo proveedor y hace que sea difícil, si no imposible, utilizar hardware de terceros.

Eso es justo el precio a pagar para aumentar la eficiencia del centro de datos. Es inherentemente ineficiente usar hardware de diferentes fabricantes y maximizar los esfuerzos de gestión. Eso también vale para otras soluciones donde se optimiza la eficiencia del centro de datos, incluso si estas soluciones tienen un enfoque completamente diferente a la eficiencia como la compra de un ordenador de medio rango o grande.

Sobre el autor: Sander van Vugt es un entrenador independiente y consultor que radica en los Países Bajos. Él es un experto en Linux de alta disponibilidad, virtualización y rendimiento y ha completado varios proyectos que implementan los tres. Él es también el autor de varios libros sobre Linux, como por ejemplo Beginning the Linux Command Line, Beginning Ubuntu Server Administration y Pro Ubuntu Server Administration.

Este artículo se actualizó por última vez en noviembre 2012

Profundice más

Inicie la conversación

Envíenme notificaciones cuando otros miembros comenten sobre este artículo.

Por favor cree un Nombre de usuario para poder comentar.

- ANUNCIOS POR GOOGLE

Close