lutya - Fotolia

Lo básico Póngase al día con nuestro contenido introductorio.

Cinco estrategias clave para hacer inversiones digitales sabias

Lo ‘digital’ está en la boca de todos en la tecnología empresarial. Aquí hay consejos para definir lo que el concepto significa para su organización, para que no se arriesgue a caer por el bombo.

A pesar del bombo y el consumo explosivo de las tecnologías digitales en todas sus formas, la evidencia sugiere que la mayoría de las organizaciones establecidas continúan sin aprovechar todo el potencial de las TI convencionales, y mucho menos de las últimas inversiones digitales. Además, investigación de la industria sugiere que la tasa obstinadamente baja de iniciativas de TI verdaderamente exitosas ha sido un tema constante a lo largo de los años.

Un factor crítico de éxito para que cualquier inversión de TI proporcione un valor de negocios sostenible reside en la validez continua de los supuestos que sustentan esa propuesta de inversión específica a lo largo del tiempo. Una limitación del enfoque convencional de las justificaciones de las inversiones en TI es que el panorama de TI de rápida evolución (por no mencionar el entorno empresarial) puede invalidar los supuestos clave de inversión con el tiempo. La pregunta es: ¿Cómo, entonces, pueden los ejecutivos de negocios confiar en que sus inversiones propuestas en TI, incluidas las llamadas inversiones digitales, aportan valor sostenible frente al rápido cambio tecnológico?

Al tratar de abordar este desafío, considere incorporar estas cinco estrategias.

Entender qué significa lo digital para su negocio

La falta de una definición universalmente aceptada de lo que significa el concepto digital es el primer obstáculo que enfrentan los líderes empresariales. Sin una definición contextualmente relevante y consistente de digital, los responsables de tomar decisiones se arriesgan a ser distraídos por el bombo actual y la desinformación.

Dicho de otra manera: Lo que importa es cómo una tecnología o servicio en particular contribuye a las estrategias, objetivos y metas establecidos de su organización. Estos podrían impulsar la innovación, traer disrupción a su industria, aumentar la productividad, reducir los costos y mejorar la adaptabilidad empresarial, la agilidad, la experiencia del cliente y del usuario, o cualquier otro impulsor tangible del valor del negocio.

Consejo: Especifique una definición coherente y relevante de lo digital para su organización, y luego extienda esa información a toda la empresa.

Aclarar cómo las inversiones digitales fomentarán el éxito

Si el valor de negocio realizable y el riesgo de TI –sin mencionar las últimas tecnologías digitales– es entendido mal o inconsistentemente en el nivel ejecutivo, el potencial total de TI no será alcanzado y sostenido.

De hecho, la evidencia sugiere que la alfabetización digital de los ejecutivos sigue siendo baja, lo que a su vez disminuye las probabilidades de que una organización será capaz de aprovechar plenamente el potencial de la tecnología. Esa falta de comprensión también aumenta los riesgos asociados con que los ejecutivos desarrollen un sesgo hacia tecnologías aparentemente convincentes, sin evaluar su capacidad real para entregar valor de negocios.

Consejo: Asegúrese de que los ejecutivos de su organización y los principales tomadores de decisiones entiendan la relación entre los impulsores empresariales de TI y los resultados estratégicos.

Buscar estrategias adaptativas

El modelo de inversión tradicional de "invertir ahora, generar valor en el futuro" tiene el potencial de ser trastocado en el nuevo mundo de TI. Por ejemplo, con la maduración y la prevalencia de los sistemas de computación en la nube, donde cualquier cosa como servicio es posible, los usuarios y las organizaciones tienen la capacidad de rápidamente hacer prototipos, seleccionar e implementar soluciones tecnológicas que ofrecen resultados inmediatos en ciertos casos. Esto cambia la base de la justificación de la inversión, de los supuestos a la evidencia dura. El prototipado rápido generará evidencia de éxito o de lo contrario, reduciendo así la tasa de error intrínseca a los supuestos de casos de negocio.

Consejo: Desarrolle una capacidad de modelado de negocios de prototipado robusta y rápida, que soporte sus estrategias de inversión tecnológica.

Administrar las TI en las sombras

TI en las sombras es un término para describir la proliferación de sistemas de TI locales sin supervisión de la gobernanza de la empresa, y presenta una arquitectura de información específica y un riesgo de seguridad. A pesar del riesgo, los líderes astutos reconocen que las TI en las sombras a menudo llenan una necesidad, e identificar los impulsores detrás de esa necesidad podría fomentar la innovación en cómo, dónde y cuándo se podría utilizar las tecnologías para beneficiar a la organización.

Consejo: Los líderes empresariales y de TI deben asegurarse de que desarrollan una cultura colaborativa respaldada por procesos empresariales apropiados, que fomenten las TI en las sombras en un entorno controlado, donde su potencial para agregar valor a la organización puede ser evaluado rápidamente, con riesgos y costos conocidos.

Basar el ROI de TI en intangibles

La medida financiera típica de un retorno de la inversión incluye el período de amortización o la tasa interna de retorno. El desafío con la definición del ROI para las inversiones de TI empresariales es que definir el rendimiento y la inversión con relativa certeza es problemático. En primer lugar, si bien los costos directos de efectivo de incorporar la tecnología se conocen usualmente con cierta confiabilidad, los costos contingentes y de por vida son menos ciertos. Estos factores son diversos y suelen incluir aspectos tales como el esfuerzo y el costo asociados con las iniciativas de transformación del negocio, la mejor capacitación del personal, la adaptación de la gobernanza de negocios y los procesos de gestión de riesgos, o las medidas de mitigación del riesgo cibernético.

Consejo: Asegúrese de que los costos contingentes asociados con sus inversiones en tecnología están claramente definidos, comprendidos y modelados para maximizar el valor del negocio.

El bombo actual que rodea las tecnologías digitales debe ser una advertencia para los líderes empresariales y los responsables de la toma de decisiones para mantener una mentalidad estratégica. De hecho, no se debe ignorar los fundamentos de definir la propuesta de valor para cualquier inversión empresarial en TI o digital.

Investigue más sobre Estrategias y tips de gestión

Inicie la conversación

Envíenme notificaciones cuando otros miembros comenten sobre este artículo.

Por favor cree un Nombre de usuario para poder comentar.

- ANUNCIOS POR GOOGLE

Close