Resolver Problemas Consiga ayuda para problemas específicos con sus proyectos, procesos y tecnologías.

Ampliación del alcance de la recuperación de desastres

Aunque haya implantado un plan de recuperación ante desastres (DR) para su negocio, puede que no sea adecuado para grandes catástrofes, como el huracán Katrina. Aprenda cómo ampliar los límites de su plan.

Lo que va a aprender de estos consejos: Aunque haya implantado un plan de recuperación ante desastres (DR) para su negocio, puede que no sea adecuado para grandes catástrofes, como el huracán Katrina. Aprenda cómo ampliar los ímites de su plan.

El huracán Katrina dejó tras su estela algo más que comunidades asoladas y vidas arruinadas; también demostró los límites de un plan típico de recuperación ante desastres (DRP) de tecnología de la información. Sin embargo, también demostró que muchos DRP están limitados de forma innecesaria.

La veDRad del asunto es que cada DRP tienen un límite superior. Un plan no podrá manejar algunos desastres, y esto es perfectamente válido. Sin embargo, también es veDRad que muchos DRP se pueden ampliar para cubrir desastres mayores, situaciones que afectan a zonas más amplias, que duran más tiempo y que, generalmente, son más graves que los planificados para casos de contingencias.

En este artículo se proporcionan algunos consejos para ampliar el alcance de su DRP.

Disponga de un DRP completo y bien probado

Si no dispone de un plan de desastres para cubrir los problemas cotidianos, no merece la pena pensar en usarlo para problemas importantes. El primer paso es desarrollar e implementar dicho plan y verificarlo con regularidad. Después, puede empezar a buscar emplazamientos donde pueda adecuarlo en caso de contingencias más serias.

Examine los límites autoimpuestos

Muchos de los límites de los DRP no son inherentes del proceso, sino el resultado de los límites que se establecieron en el plan. Un buen ejemplo es la «regla de las 72 horas», que indica que una funcionalidad no permanecerá fuera de servicio más de 72 horas. No obstante, es bastante sencillo aumentar dicho límite apilando más suministros, como combustible para los generadores de las copias de seguridad.

No tiene que producirse un huracán para exceder la reglas de las 72 horas. En otros tipos de desastres como terremotos, incendios o escapes químicos, es posible que transcurra más tiempo antes de que pueda tener a la mayoría de sus empleados (o alguno) de vuelta al trabajo.

Considere otras funciones del negocio

Un DRP necesita incluir a alguien más aparte del departamento de tecnologías de la información; debería considerar todas las prácticas del negocio y cómo se soportarán y mantendrán después de un desatre.

Se trata de un área particularmente débil en muchas empresas, especialmente en la cooDRinación. Si el resto de departamentos no comparten los mismos razonamientos que TI, es probable que el plan fracase estrepitosamente.

La buena noticia es que es fácil solucionarlo con una mejor planificación, cooDRinación y especialmente información.

Tenga en cuenta a sus empleados

El mejor plan del mundo no vale nada si los empleados no están disponibles para llevarlo a cabo. Cuanto mayor es el desastre, hay menos posibilidades de que sus empleados puedan estar disponibles. O bien no podrán acceder a la oficina o estarán ocupados cuidando de sus propias familias.

En un desastre de las dimensiones del Katrina, por ejemplo, es probable que tenga que implementar su DRP con un grupo de personas a seleccionar. Si su plan de desastres está bien elaborado y claramente escrito, podrá hacer mucho más con las personas que puedan acudir.

Tenga en cuenta la infraestructura más allá de sus interfaces

Uno de los peores problemas de las consecuencias del Katrina fue que la estructura de comunicaciones quedó destrozada. No sólo se peDRieron las líneas terrestres, tanto de de voz como de datos, sino que tampoco funcionaban los móviles, que son la espina dorsal de muchos planes de desastres. De hecho, uno de los peores problemas que afrontaron los responsables de la gestión de desastres de Louisiana fue que durante bastante tiempo no recibieron ningún tipo de información sobre lo que estaba ocurriendo debido a los fallos de las comunicaciones.

(Componente de contenido no encontrado) En la mayoría de tipos de desastres, desde terremotos a escapes químicos, lo primero que queda afectado son las comunicaciones telefónicas. Incluso si el sistema no está físicamente afectado, seguramente los circuitos estarán sobrecargados y no disponibles.

Una forma de comunicación que continuó funcionando después del huracán a pesar del caos fue el de los enlaces vía satélite. Durante los primeros días después de la tormenta, los teléfonos vía satélite tuvieron un valor incalculable, y además había muy pocos. Unos pocos teléfonos vía satétite y quizás un terminal de satélite para datos de baja verocidad pueden suponer una enorme diferencia en la dimensión de la emergencia que puede gestionar.

Calcule el costo y su rentabilidad

Algunas de estas ampliaciones para un DRP son relativamente sencillas y económicas de implementar. Otras, como un enlace VSAT en espera, pueden ir de costosas hasta muy costosas. Evidentemente, todas las empresas no necesitan ampliar los límites de la recuperación ante desastres. Considere cuánta protección adicional está comprando con las ampliaciones de su DRP y decida cuáles son las adecuadas para su entorno.

Sobre el autor: Rick Cook ha escrito sobre el almacenamiento masivo desde el momento en que el término implicaba un disco flexible de 80 K. Los oDRenadores en los que aprendió utilizaban núcleos de ferrita y tambores magnéticos. Durante los últimos 20 años, ha sido escritor freelance especializado en almacenamiento y otras cuestiones informáticas.

Este artículo se actualizó por última vez en octubre 2005

Profundice más

Inicie la conversación

Envíenme notificaciones cuando otros miembros comenten sobre este artículo.

Por favor cree un Nombre de usuario para poder comentar.

- ANUNCIOS POR GOOGLE

Close