El rol de CobIT 5 en la estrategia de seguridad informática

Reporte

El rol de CobIT 5 en la estrategia de seguridad informática

La adopción del concepto BYOD (Bring Your Own Device) en América Latina es algo que aún está a medio camino. Al menos así se demuestra en la más reciente encuesta de riesgos realizada por ISACA a nivel internacional, y en donde las respuestas de los participantes de México y América Latina dejan ver que la consumerización, o el uso de dispositivos personales para fines de trabajo, no es del todo aceptado.

De acuerdo con la encuesta, poco más de la mitad de los respondientes en América Latina (52%) considera que los riesgos de utilizar dispositivos móviles para transportar datos corporativos son mayores que los beneficios que se podrían obtener. En México, esta cifra es un poco mayor (57%).

Sin embargo, cabe resaltar que 44% de las respuestas de los encuestados latinoamericanos indican que su organización no cuenta con políticas de seguridad para la gestión de los dispositivos móviles. En México, el número de compañías que no cuenta con políticas de seguridad aumenta a 47%, lo cual deja ver que el temor de los administradores de TI sobre el uso de BYOD puede estar relacionado con un desconocimiento sobre la forma en que pueden controlar el acceso a los datos corporativos desde estos dispositivos.

Sin embargo, organizaciones sin fines de lucro y asociaciones internacionales, como ISACA, promueven constantemente el uso de mejores prácticas, toda vez que generan documentación de valor con metodologías apegadas a estándares internacionales. En este sentido, ISACA liberó recientemente la nueva versión para el framework CobIT, el cual integra ahora lineamientos sobre gestión de riesgos y seguridad de la información.

SearchDataCenter en Español platicó con Salomón Rico, miembro del consejo de conocimiento de ISACA en México, sobre las actualizaciones a CobIT 5 y la forma en que este estándar apoya a las organizaciones en la planeación e implementación de su estrategia de seguridad informática.

SDC: ¿Cuál es la diferencia entre CobIT 5 y otros estándares internacionales?

SR: La seguridad no funciona si no se aplica un modelo. El principal valor de CobIT 5 es precisamente la gran diversidad de modelos y estándares a nivel global, resultado del trabajo de un gran grupo de practicantes de diversas regiones geográficas, quienes analizan y desarrollan un paraguas general que abarca estándares específicos para seguridad, riesgos, etc.

El principal valor agregado es que no pretende sustituir los frameworks usados en las empresas, sino aportar elementos adicionales como el tema de madurez en los procesos de TI (ahora denominados capacidades en los procesos). CobIT 5 ofrece una visión holísitca en temas de gestión y gobierno, que se complementa con guías o publicaciones adicionales, específicas, para temas de riesgos, cumplimiento, aseguramiento, gobierno de TI, etc.

CobIT 5 integra el framework de riesgos anteriormente llamado Risk IT, y la evolución se denominará CobIT 5 for Risk Management. De la misma manera, las publicaciones sobre aseguramiento cubrirán temas de auditoría.

SDC: ¿Cómo ayuda la implementación de CobIT 5 para que las organizaciones enfrenten amenazas de seguridad, como ataques DDoS y APT?

SR: CobIT 5 tiene un enfoque integral y holístico que abarca aspectos que suelen perderse de vista en las empresas, proporcionando habilitadores que indican cuándo se necesitan procesos, recursos, marcos normativos, personal, servicios de TI, aplicaciones, infraestructura, etc. Me parece que ese es el principal valor de este framework, la forma en que esos habilitadores, desde la perspectiva de seguridad informática, deben ser considerados dentro de un negocio; ahí es donde se percibe si hay políticas o procesos que se escapan y es posible, entonces, adoptar un enfoque completamente holístico.

SDC: ¿Cuál es el nivel de adopción de CobIT en América Latina?

SR: Históricamente, CobIT desde su lanzamiento se ha convertido en estándar de facto en muchas geografías, aunque generalmente las empresas reguladas son las primeras en adoptar el modelo de control CobIT, me refiero a reguladas por la bolsa, por ejemplo, o como el sector financiero; estas empresas, además, pueden implementar iniciativas de ITIL e ISO 27000.

La realidad geográfica de Latinoamérica muestra dos grupos: las empresas reguladas y las demás, y no me queda duda de que en el sector de las empresas reguladas, el estándar es CobIT. Pero en el mundo de las empresas no reguladas (aproximadamente un 80% de las compañías en la región) los estándares suelen adoptarse si están buscando mejores prácticas o porque ven lo que están haciendo los demás; ahí el nivel de adopción aún es muy bajo, es donde más labor hay que hacer.

SDC: ¿Qué tipo de capacitación o certificaciones acompañan a la nueva versión de CobIT?

SR: Además de CRISC y CobIT 5, se está trabajando no en un certificado de experiencia sino en una constancia de conocimientos y se está promoviendo masivamente el tema de fundamentos de CobIT 5. Además, ISACA busca llegar más lejos en cuanto a la certificación para las empresas, algo que ya está en evaluación.

SDC: ¿En qué más está trabajando ISACA?

SR: El tema de la privacidad de los datos y la información. Hoy ISACA está trabajando mucho en empezar a generar contenido y modelos que resuelvan la problemática de la privacidad de la información, algo que está surgiendo en todos los países. Se están desarrollando contenidos relacionados con este tema, además de publicaciones sobre auditoría y riesgos, pero el tema de privacidad es un tópico caliente y se está trabajando mucho en liberar algo para los profesionales.

SDC: En este sentido, la más reciente encuesta de Prioridades de TI realizada por TechTarget arrojó que el tema de la protección de datos acapara la atención y las estrategias de 77% de los CIO y gerentes de TI en México y América Latina.

A esta preocupación le siguen la gestión de accesos e identidades (53%), la seguridad de redes (52%), la detección y control de amenazas (43%), la seguridad de las aplicaciones (41%) y la gestión de vulnerabilidades (40%).

En este contexto, ¿cuáles son las mejores prácticas o recomendaciones para que las empresas se protejan contra amenazas cibernéticas?

SR: La principal, en mi experiencia, es que lo más fácil es que la implementación es más fácil cuando el dueño o director general de una organización es quien adopta la bandera de buenas prácticas de gobierno para el negocio; de otro modo, difícilmente van a caminar las iniciativas que tienen que ver con TI o seguridad de la información. El enfoque tiene que ser obligado desde arriba hacia abajo, pero cuando es necesario que el área de TI impulse la iniciativa hay varios caminos, como el del terror (ése de espantar a los ejecutivos para conseguir la atención); sin embargo, creo que funciona más el realizar ejercicios sobre el valor de la información, que frecuentemente no se hace en las áreas de TI.

Cuando se logran establecer métricas sobre el valor de la información y el impacto de no tenerla disponible, es cuando se gana el patrocinio hacia iniciativas relacionadas. Cuando no hay un requerimiento de cumplimiento, no hay leyes, entonces el camino será demostrar el valor de la información; ésa es mi sugerencia.

Por otro lado, ISACA continuamente genera publicaciones para satisfacer las perspectivas del responsable del gobierno de TI, del responsable de aseguramiento, el de gestión y control de riesgos y el usuario de TI.

Esto fue publicado por primera vez en mayo 2013

Unirse a la conversación Comenta

Compartir
Comentas

    Resultados

    Contribuye a la conversacion

    Todos los campos son obligatorios. Los comentarios aparecerán en la parte inferior del artículo