Brasil y Perú inundan de malware a América Latina

Noticias

Brasil y Perú inundan de malware a América Latina

Lizzette Pérez

En 2013 aparecieron nuevos tipos de ataques con un sólo objetivo: el dinero. El robo de dinero de ATMs (robándole directamente a los bancos) y el robo de las monedas de Bitcoin a través de Skype o por medio de las técnicas de los archivos. PAC en Brasil, fueron algunas de las tácticas más sobresalientes de este año. Además,  vimos ataques a los Routers con la suplantación de los DNS y las aplicaciones maliciosas en el mercado Google Play haciéndose pasar por aplicaciones de seguridad para supuestamente proteger y mejorar la experiencia del usuario. Sin duda, la creatividad de los cibercriminales de la región sigue en expansión ya que siguen buscando nuevas maneras de comprometer las computadoras de las víctimas y robar su dinero.

Según Dmitry Bestuzhev, director del equipo de investigación y análisis para Kaspersky Lab en América Latina, los cibercriminales de Brasil y Perú se destacaron este año por ser los más organizados de América Latina ya que generan la mayor cantidad de código malicioso en la región. Es más, según datos de Kaspersky Security Network, usuarios en Perú (49,78%), Brasil (49,04%) y México (48,12%), ocupan los primeros tres puestos, respectivamente, en sufrir intentos de infección de por lo menos un programa de código malicioso. Estos son seguidos por usuarios en Colombia (43,4%), Argentina (43,26%) y Chile (37,93%).

“Los cibercriminales de Brasil y Perú se han dividido el continente atacando a víctimas en su idioma natal.  Es más, ambos grupos han entrado en contacto con cibercriminales de Rusia y otros países de la ex Unión Soviética y están adquiriendo el conocimiento y la tecnología de éstos e implementándolas en la región”, comentó Bestuzhev. “Como resultado, los ataques llegan a ser más complejos y más exitosos ya que combinan la tecnología de sus contactos de Europa del Este y la ingeniería social que explota las debilidades de las personas en América Latina”.

Datos de Kaspersky Lab indican que el troyano Trojan.JS.Fbook, una extensión maliciosa para el navegador Google Chrome que abusa del perfil de la víctima en Facebook y da “Likes” a otros perfiles en la red, ocupa la primera posición del malware propagado por la web durante el 2013 en la región. Esta técnica, a pesar de ser muy simple, le permite a los criminales cibernéticos promocionar perfiles falsos en las redes sociales y usarlos para diferentes tipos de estafas.

Este es seguido por el troyano Trojan-Spy.HTML.Fraud.iz cuyo objetivo es robar las credenciales de acceso a la banca en línea o números de tarjetas de crédito por medio de sitios web legítimos comprometidos aprovechando las vulnerabilidades en estos.

El Adware y el Ransoware también tuvieron una participación importante en la infección y robo de dinero de los usuarios en América Latina. Además, según Bestuzhev,  ataques de APT también se realizaron en la región durante el 2013 y siguen operando en diferentes países: “Generalmente, los que están detrás de estos ataques provienen del exterior pero también de países vecinos o de fuerzas que los representan ya que están hechos para existir dentro de América Latina y atacar a blancos muy específicos”, concluyó.


Unirse a la conversación Comenta

Compartir
Comentas

    Resultados

    Contribuye a la conversacion

    Todos los campos son obligatorios. Los comentarios aparecerán en la parte inferior del artículo