Prosiga con cautela: Herramientas de gestión de multihipervisor

Noticias

Prosiga con cautela: Herramientas de gestión de multihipervisor

Mark Vaughn

Las herramientas de gestión de multihipervisor son excelentes para las tareas comunes de aprovisionamiento y monitoreo, pero se quedan cortas en cuanto a funcionalidad más profunda, que es la que provee más valor.

Mirando más allá de la paridad de características y la gran publicidad en el mercado de hipervisores, hay razones de peso para desplegar un entorno heterogéneo de virtualización (por ejemplo, reducir costos, mejorar la compatibilidad con ciertas aplicaciones, evitar atarse a un vendedor).  ¿Sigue luchando contra ello? ¿Cede y  establece líneas de división entre los hipervisores? ¿Tira la toalla y simplemente les deja entrar a todos? La respuesta seguramente depende de sus destrezas, necesidades y tolerancia al dolor.  Pero si está buscando una salida fácil a través de una herramienta de gestión de multihipervisor, puede quedar decepcionado.

Problemas de gestión multihipervisor

Se supone que la virtualización simplifica tareas e incluso mejora la disponibilidad.  Sin embargo, desplegar un entorno heterogéneo de virtualización puede introducir complejidad e ineficacias que anulan algunos de estos beneficios.

Debe evaluar cuidadosamente los beneficios y riesgos de complicar sus esfuerzos de virtualización.  Si un ahorro en licencias lleva a mayores costos de entrenamiento, personal con destrezas casi idénticas y posiblemente hasta cortes del servicio por los complicados procedimientos que se requieren para soportar plataformas múltiples, ¿cree que de verdad ahorró dinero?
En vista de estos retos, se está diciendo mucho sobre los productos de gestión de  multihipervisor, que proveen un conjunto común de funcionalidad y herramientas de soporte para plataformas múltiples.  Se supone que estas herramientas son el siguiente paso en la virtualización.  Desafortunadamente, las proveen ya sea vendedores de hipervisor, que favorecen a la funcionalidad de su propia plataforma, o son herramientas genéricas que a menudo sólo soportan las funciones más generales. 

Por ejemplo, con Microsoft System Center Virtual Machine Manager (SCVMM), usted puede ejecutar simples funciones de gestión en VMware vSphere, como crear máquinas virtuales o realizar migraciones en vivo.  Pero no puede ejecutar funciones más avanzadas, como gestionar clústeres, grupos de recursos, aprovisionamiento de almacenaje y muchas tareas de redes.  Tendrá que administrar estas características críticas de vSphere fuera del hub SCVMM centralizado.  De hecho, Virtual Machine Manager todavía requiere un entorno de vCenter Server y no le ahorraría costos de licencia o infraestructura.

HotLink SuperVISOR es una herramienta de gestión de multihipervisor similar.  Permite que un administrador maneje los hipervisores Hyper-V, XenServer y KVM desde vCenter Server. Aunque SuperVISOR profundiza más en la lista de funciones de gestión soportadas, siempre habrá nuevas características de hipervisor, que requerirán actualizaciones al SuperVISOR antes de que puedan ser soportadas.

La demanda por hipervisores múltiples ha llegado y no se irá.  Tampoco se irán las herramientas de gestión de multihipervisor, pero probablemente proveerán valor limitado.  Prosiga si debe hacerlo, pero ejerza cautela.


Unirse a la conversación Comenta

Compartir
Comentas

    Resultados

    Contribuye a la conversacion

    Todos los campos son obligatorios. Los comentarios aparecerán en la parte inferior del artículo