Definition

Computación de niebla/redes de niebla (fog computing, fog networking, fogging)

Contribudor(es): Sharon Shea, Ivy Wigmore

La computación de niebla, también conocida como redes en la niebla o niebla, es una infraestructura de computación descentralizada en la que los datos, el cómputo, el almacenamiento y las aplicaciones están distribuidos en el lugar más lógico y eficiente entre la fuente de datos y la nube. La computación de niebla esencialmente extiende la computación de nube y los servicios al borde de la red, acercando las ventajas y el poder de la nube a donde se crean los datos y donde se actúa con base en ellos.

El objetivo de la niebla es mejorar la eficiencia y reducir la cantidad de datos transportados a la nube para su procesamiento, análisis y almacenamiento. Esto a menudo se hace para mejorar la eficiencia, aunque también puede ser utilizado por razones de seguridad y cumplimiento.

Las aplicaciones de computación de niebla populares incluyen red inteligente, ciudad inteligente, edificios inteligentes, redes de vehículos y redes definidas por software.

La niebla metafórica viene del término meteorológico para una nube cerca del suelo, justo como la niebla se concentra en el borde de la red. El término se asocia a menudo con Cisco; se cree que el gerente de línea de productos de la compañía, Ginny Nichols, acuñó el término. "Cisco Fog Computing" es un nombre registrado; fog computing está abierto a la comunidad en general.

El OpenFog Consortium fue fundado en noviembre de 2015 por miembros de Cisco, Dell, Intel, Microsoft, ARM y la Universidad de Princeton; su misión es desarrollar una arquitectura de referencia abierta y transmitir el valor comercial de la computación de niebla.

Cómo funciona la computación de niebla

Aunque los dispositivos de borde y los sensores están donde se generan y recopilan datos, no tienen los recursos de cómputo y almacenamiento para realizar tareas avanzadas de análisis y aprendizaje automático. Aunque los servidores de nube tienen el poder de hacer esto, a menudo están demasiado lejos para procesar los datos y responder de manera oportuna. Además, tener todos los puntos finales conectados y enviando datos en bruto a la nube a través de internet puede tener implicaciones de privacidad, seguridad y legales, especialmente cuando se trata de datos sensibles sujetos a regulaciones en diferentes países.

En un entorno de niebla, el procesamiento tiene lugar en un concentrador de datos en un dispositivo inteligente, o en un enrutador inteligente o gateway, reduciendo así la cantidad de datos enviados a la nube. Es importante tener en cuenta que las redes en la niebla complementan, no reemplazan, a la computación en la nube; la niebla permite análisis analíticos a corto plazo en el borde, y la nube realiza análisis analíticos a largo plazo que requieren muchos recursos.

Computación de niebla versus computación de borde

Muchos utilizan los términos computación de niebla y computación de borde de forma intercambiable, ya que ambos implican acercar inteligencia y procesamiento a donde se crean los datos. Sin embargo, la diferencia clave entre los dos es donde se sitúa la inteligencia y el poder computacional.

En un ambiente de niebla, la inteligencia está en la red de área local. Los datos se transmiten desde puntos finales a un gateway, donde luego se transmiten a las fuentes para procesamiento y transmisión de retorno.

En la computación de borde, la inteligencia y la potencia de la pasarela o dispositivo de borde se encuentran en dispositivos tales como controladores de automatización programables.

Los defensores de la computación de borde pregonan su reducción de los puntos de falla, ya que cada dispositivo opera de forma independiente y determina qué datos almacenar localmente y qué datos enviar a la nube para su posterior análisis. Los defensores de la computación de niebla sobre la computación de borde dicen que es más escalable y da una mejor vista de la gran imagen de la red a medida que varios puntos de datos le alimentan datos.

Computación de niebla e internet de las cosas

Debido a que la computación de nube no es viable para muchas aplicaciones de internet de las cosas, la niebla de computación se utiliza a menudo. Su enfoque distribuido se ocupa de las necesidades de IoT e IoT industrial, así como de la inmensa cantidad de datos que los sensores inteligentes y los dispositivos de IoT generan, lo cual sería costoso y requeriría mucho tiempo para enviar a la nube para su procesamiento y análisis. La computación de niebla reduce el ancho de banda necesario y reduce la comunicación de ida y vuelta entre los sensores y la nube, lo que puede afectar negativamente el rendimiento de IoT.

Aunque la latencia puede ser molesta cuando los sensores son parte de una aplicación de juego, los retrasos en la transmisión de datos en muchos escenarios de IoT del mundo real pueden poner en peligro la vida; por ejemplo, en sistemas de comunicaciones vehículo a vehículo, despliegues de red inteligente o los entornos de telemedicina y de atención al paciente, donde los milisegundos son importantes. Los casos de uso de la niebla y la IoT incluyen también ferrocarriles, fabricación y servicios públicos inteligentes.

Los fabricantes de hardware, como Cisco, Dell e Intel, están trabajando con analítica de IoT y proveedores de aprendizaje automático para crear pasarelas de IoT y enrutadores que soporten la niebla.

Este contenido se actualizó por última vez en marzo 2017

Profundice más

PRO+

Contenido

Encuentre más contenido PRO+ y otras ofertas exclusivas para miembros, aquí.

Inicie la conversación

Envíenme notificaciones cuando otros miembros comenten sobre este artículo.

Enviando esta solicitud usted acepta recibir correos electrónicos de TechTarget y sus socios. Si usted reside afuera de Estados Unidos, esta dando autorización para que transfiramos y procesemos su información personal en Estados Unidos.Privacidad

Por favor cree un Nombre de usuario para poder comentar.

- ANUNCIOS POR GOOGLE

File Extensions and File Formats

Powered by:
Close