Evaluar Conozca los pros y contras de las tecnologías, productos y proyectos que está considerando.

Virtualización, una tecnología madura que se está volviendo básica

Luis Cassaigne de VMware explica cómo la virtualización ha superado los retos de adopción para volverse la base de los centros de datos definidos por software, y cómo ayuda a superar las más recientes vulnerabilidades encontradas en procesadores.

La virtualización ya no es una tecnología innovadora. Con ocho años en el mercado, y seis desde que fue aceptada para las plataformas de misión crítica, esta tecnología –que crea una capa virtual de procesamiento, almacenamiento o red sobre el hardware para optimizar el uso de recursos y lograr ahorros– se ha convertido en la base sobre la cual se montan otras tendencias tales como la nube o los centros de datos definidos por software.

Esto, sin embargo, no significa que todas las empresas están virtualizadas al 100%. De hecho, en la mayoría de los casos, una virtualización a ese nivel no es óptimo; lo que es frecuente es un alto grado de virtualización, de entre un 60% a un 80%, explica Luis Fernando Cassaigne, arquitecto de soluciones en la división Converged Platform Solutions Division – CPSD (antes VCE) en VMware. En México, más del 80% de las empresas tienen un alto grado de virtualización.

“Los centros de datos actualmente tienen una coexistencia entre sistemas tradicionales críticos y sistemas virtuales. Creo que son muy pocas las que son 100% virtualizadas. Sí hay muchas empresas en las que el rango de virtualización es muy alto; es decir, que tienen más de 50 o 60% de ambientes virtualizados. He llegado a ver hasta 90% de la infraestructura de centro de datos virtualizados, pero el 100% es complicado porque hay sistemas legados que tienen que ser mantenidos por una razón u otra”, señala.

¿Cuáles han sido los principales retos para el avance de la virtualización?

Cassaigne: El principal reto de la virtualización, más que tecnológico, es de aceptación. La virtualización ya es una tecnología muy madura, [pero al inicio] una de las principales objeciones que se tenía era la parte de desempeño y disponibilidad de las aplicaciones. Al virtualizar aplicaciones de misión crítica estás tratando con aplicaciones fundamentales, que son piedra angular de la empresa. Así que había garantizar que no se iban a caer o que iban a funcionar mejor que con sistemas legados.

El otro [reto] era el desempeño. Siempre se tenía la errónea idea de que, al virtualizar, el desempeño iba a bajar. Esto por una vista obvia de que, al poner una capa de procesamiento, el hipervisor, ibas a consumir recursos y el desempeño iba a degradarse por eso. A eso se le sigue haciendo frente con avances en la parte del hardware. Un ejemplo de eso son los procesadores; los fabricantes han incorporado tecnologías que permiten el mejor uso o aceleración al usar una plataforma de virtualización, permitiendo que las aplicaciones que se ponen arriba sigan teniendo un buen desempeño o mejor que si no estuvieran virtualizadas. Ha sido un trabajo en conjunto entre los fabricantes de virtualización y los de tecnologías de procesamiento, memorias, disco, que han incorporado nuevas tecnologías que permitan que la virtualización haga un mejor uso de sus recursos.

El [mayor] reto ha sido el cambio de paradigma en las empresas. Y se hizo frente a eso con base en pruebas, creando ambientes de pruebas en los que se ponían clones con pruebas exhaustivas de disponibilidad y desempeño. Superadas las pruebas, la virtualización encontró su camino para ser la base de este tipo de aplicaciones. [Pero] la virtualización ya es un tema viejo. Ya estamos en el centro de datos definido por software.

¿Cuáles son los principales beneficios que ha traído la virtualización a las empresas?

Cassaigne: Desde el punto de vista económico, la virtualización llevaba las de ganar porque permite hacer un mejor uso de los recursos que tenían las empresas. Antes había un gran desperdicio de recursos: el uso de procesamiento rondaba el 15% del aprovechamiento. Con la virtualización esto se subió a niveles del 60 a 80%.

Desde el punto de vista financiero, por costos de adquisición, pero sobre todo en operación y mantenimiento, son menores costos. Por eso la gente volteó a ver la virtualización. Y su adopción fue de forma natural.

Con la virtualización, la pregunta es “cuándo” se adoptará, no “si” se adoptará. Es aceptarla, apoyarse de un proveedor de confianza para conseguir disponibilidad y desempeño, y darle una completa adopción. El reto es querer entrarle. Ya quedan muy pocas [empresas] que no se han virtualizado.

¿Qué requisitos necesita una empresa para aprovechar la virtualización?

Cassaigne: El principal prerrequisito es la voluntad de querer embarcarse en la aventura. Desde el punto de vista tecnológico, la infraestructura de procesamiento, almacenamiento y redes debe ser evaluada o actualizada para obtener lo mejor de ella. Financieramente, si tienes servidores de más de 10 años, el soporte de eso sale más caro que comprar uno actual y allí cabe todo virtualizado y funcionando mejor, con menores costos de supervisión y mantenimiento. (…) Básicamente, es tener una tecnología no muy vieja, de cinco o seis años. El principal reto lo tienen las empresas que no hicieron nada por refrescar su tecnología, gente con servidores de 2004. Allí se requiere transformación de redes, infraestructura, almacenamiento. Las tecnologías de virtualización esperan llegar a un centro de datos y encontrar una red LAN de al menos 1Gbps. Con tecnologías arcaicas hay que transformar de raíz.

¿Cuáles han sido los principales desafíos que enfrentan las empresas al virtualizar sus sistemas?

Cassaigne: [El principal obstáculo ha sido] el miedo a lo desconocido. Han venido operando de esta manera los últimos diez años, y adoptar una nueva tecnología genera temor. Romper este temor depende de consultores, [que deben] traer equipos de prueba y demostrar que este temor es infundado. También al hacer estudios de casos de negocios y mostrar financieramente que [un sistema virtualizado] es mucho mejor, para que la adopción se dé de forma natural. Si, al día de hoy, algo no está virtualizado es por un temor propio de la empresa, o por un temor infundado creado por dueños de las aplicaciones, sobre todo de las que son muy viejas, que no están actualizadas.

¿Qué riesgos enfrentan los sistemas virtualizados frente a las vulnerabilidades encontradas a nivel de procesador?

Cassaigne: Primero, no ha habido ataques; es una vulnerabilidad. Segundo, tanto Intel como los diferentes fabricantes de [procesadores y] soluciones han liberado parches para atacar vulnerabilidades. Eso permite eliminarlas. Dell tiene comunicados con pasos para atacar y eliminar las vulnerabilidades.

[En cuanto a los sistemas virtualizados, con ellos] se crea una capa que permite desasociar las aplicaciones del hardware. Así, puedo liberar parches a nivel del hipervisor para que, pese a que exista una vulnerabilidad en el procesador, esta no pueda subir. Gracias a que las empresas han virtualizado tienen una capa donde pueden detener, atacar y eliminar la vulnerabilidad. Si no la tuvieran tendrían que parchar o cambiar el BIOS o el procesador.

[Con la virtualización] se puede hacer el movimiento de las cargas virtuales en línea. Se tienen varios equipos, un cluster, y se puede dejar un servidor sin carga para aplicar el parche; se termina de parchar, se regresa las cargas y se continúa. A esto se le llama una actualización roll out, que permite aplicar parches o actualizaciones uno por uno en un cluster de varios servidores. Por eso se pueden aplicar los parches sin afectar la disponibilidad de sus aplicaciones gracias a la virtualización.

La capa del hipervisor bloquea la vulnerabilidad. Quienes tienen ambientes virtuales tienen la ventaja de poder bloquearla a nivel del hipervisor, pero quienes funcionan a bare metal tienen un buen reto por delante.

[Mi recomendación es que] hay que acercarse al proveedor, al fabricante, al soporte para ver cuáles son los pasos por ejecutar para eliminar esas vulnerabilidades.

Este artículo se actualizó por última vez en enero 2018

PRO+

Contenido

Encuentre más contenido PRO+ y otras ofertas exclusivas para miembros, aquí.

Guía Esencial

Guía esencial (y práctica) sobre ambientes virtuales

Inicie la conversación

Envíenme notificaciones cuando otros miembros comenten sobre este artículo.

Enviando esta solicitud usted acepta recibir correos electrónicos de TechTarget y sus socios. Si usted reside afuera de Estados Unidos, esta dando autorización para que transfiramos y procesemos su información personal en Estados Unidos.Privacidad

Por favor cree un Nombre de usuario para poder comentar.

- ANUNCIOS POR GOOGLE

Close