Fotolia

Noticias Manténgase informado sobre las más recientes actualizaciones de productos y noticias de tecnología empresarial.

Se estancan salarios de TI en América Latina en 2017

Más de la mitad de profesionales de TI no tuvo ningún cambio en su salario y beneficios este año, según datos de la más reciente Encuesta de Salarios TI de América Latina, realizada por TechTarget en Español.

La crisis económica que afectó a las empresas y la industria de TI en América Latina en 2016 no solo se reflejó en los presupuestos del área, sino que también afectó los salarios de los profesionales de TI. Un ejemplo muy claro, que se observa en los resultados de la Encuesta de Salarios TI de América Latina 2017 de TechTarget en Español, es que, en 2016, cerca de la mitad de los profesionales de TI (45%) esperaban recibir un aumento de sueldo, pero solo 28% lo recibieron. Este año, esa cifra cayó al 23%.

Igualmente, en lo que respecta a bonos, solo 14% recibieron uno este año, en comparación con 21% del 2016. Los aumentos recibidos estuvieron en un rango entre 3% y 8%.

No obstante, la gran mayoría de profesionales (53%) no tuvo cambios en su sueldo y/o beneficios, en comparación con 42% del 2016; y 4% sufrió algún recorte este año. En promedio, las reducciones fueron de entre 10% y 30%.

El cambio en el perfil de TI va llegando, pero lentamente

La encuesta mostró que las empresas de la región siguen estimando las habilidades tradicionales como la principal medida del éxito de un profesional de TI en su rol. Por ello, la mayoría aún busca que sus ejecutivos de TI puedan asegurar la confiabilidad de los servicios de TI (48%) y completar los proyectos en tiempo (42%).

Sin embargo, la influencia de los proyectos de transformación digital empieza a notarse en que ya se está valorando su ayuda para concretar metas o resultados de negocio (37%), así como para mejorar la entrega de servicios o productos (35%), colaborar con la innovación y aliento de la productividad (34%), y alcanzar los objetivos de productividad (30%). También se tiene en cuenta que puedan crear nuevas oportunidades de negocios (26%), que obtengan ROI de los proyectos y las compras de tecnología (10%), e incluso que no gasten todo el presupuesto (4%).

Esto se corresponde con los principales valores de negocio que las empresas esperan obtener de sus proyectos de tecnología, el primero de los cuales es la eficiencia operacional (41%), al igual que la mejora de la entrega de servicio a clientes (36%) y la adquisición de nuevos clientes (31%). Otros resultados esperados son el incremento de la productividad de sus empleados (29%), nuevos productos y modelos de entrega de servicios (26%), la creación de nuevos productos y servicios (26%), la simplificación de sus procesos de negocios (26%) y la expansión de sus productos y servicios (24%).

De hecho, según el informe “Perspectivas Laborales y Profesionales Latam 2016” de la consultora de recursos humanos Michael Page, las empresas de la región buscan invertir en proyectos para aumentar su productividad y para expandir su capacidad operativa. En Argentina, Brasil, Chile y Colombia, la prioridad es aumentar la productividad; en México y Perú, lo es la expansión de la capacidad operativa.

Ante este escenario, parecería que la digitalización sería uno de los principales enfoques para los proyectos de TI en 2017, pero no. Este año, casi la mitad de las compañías de América Latina continúan enfocando sus proyectos de TI en la seguridad de TI (47%), un 12% más que el año pasado. Tiene sentido, a la luz de la cantidad de ataques que hubo en 2016 y durante lo que va de este año.

Las otras áreas de prioridad son ITSM/ITIL (23%) y la gestión de riesgos (21%); le siguen el diseño/desarrollo de aplicaciones, la recuperación de desastres/continuidad de negocios (DR/BC) y las redes (WAN/LAN), con 16%.

Los presupuestos y las contrataciones de TI continúan a la baja

Estos proyectos se están llevando a cabo con presupuestos que solo crecieron en 27% de las empresas, en relación con el año pasado, aunque hubo casos en los que aumentaron hasta 50%. Para un cuarto de las empresas, el presupuesto se mantuvo igual –semejante al año anterior– y para 17% disminuyó. Las reducciones de presupuesto variaron mucho, pues su promedio estuvo entre el 5% y el 50%.

Los encuestados estimaron que el presupuesto del departamento de TI este año está entre los 10 mil dólares y el millón de dólares, de acuerdo al proyecto.

Sumado a esta tendencia, aunque las empresas latinoamericanas este año sí contrataron nuevo personal, según datos de la consultora Michael Page, prefirieron hacerlo en áreas de operaciones y ventas, no de TI. Por ello, la mayoría (42%) de organizaciones de TI este año mantuvieron igual su número de empleados, o lo redujeron en casi un tercio de los casos (28%). Para 23% de las organizaciones, el número de personal de TI aumentó.

Por ello, el tema de contrataciones no tiene buena pinta. Un 58% de las compañías dice haber congelado las nuevas contrataciones o contar con una plantilla completa, y solo 26% busca contratar nuevo personal. Esto se debe, según la consultora Hays, no solo a los bajos presupuestos, sino también a “una falta de profesionales cualificados en el mercado y el desajuste entre la oferta de profesionales y las vacantes disponibles en las organizaciones”.

De ahí que esta falta de contrataciones también se refleje en más consultorías. La agencia de reclutamiento Robert Half, en su Guía de Salarios para Profesionales de Tecnología 2017, señala que muchas empresas están “haciendo contrataciones de tiempo completo solo para las posiciones más esenciales de TI, y adquiriendo soporte especializado interino según sea necesario”, para proyectos o implementaciones puntuales.

El ambiente sigue positivo, y la capacitación cobra importancia

La situación ha generado que los ambientes de TI disminuyan su ánimo optimista este año (36%), en comparación con 2016 (40%); de hecho, ahora son más quienes se mantienen neutrales: ni optimistas, ni pesimistas (43%). Cabe señalar, sin embargo, que resulta curioso que, para muchos encuestados, este año su ambiente está más optimista que el año pasado (45%).

La principal razón del optimismo en TI sigue siendo el aliento de la innovación (56%), en un 14% más que el año anterior, así como el hecho de que la capacitación se haya incrementado (24%). Pero la influencia de los millenials empieza a notarse. Así, ha bajado el porcentaje de profesionales que consideran el desarrollo profesional prioritario (29%), que el negocio esté cosechando frutos (36%), y contar con un sólido equipo gerencial (24%) como causas de optimismo en TI.

Del otro extremo, si bien las limitaciones para el avance profesionales (43%) se mantienen como la principal razón de pesimismo, el porcentaje es menor que el año pasado, y la economía de recesión (37%) pasó del segundo al tercer lugar. Más importante se considera la falta de efectividad de la gerencia (40%), al igual que la continua reducción del presupuesto de TI (34%) y la limitación de la capacitación (24%).

Ante este escenario, queda de manifiesto, más que nunca, la cualidad aspiracional de los profesionales de TI. Así, 48% dice estar abierto a nuevas oportunidades, aunque no están buscando activamente una nueva posición, y 19% dice estar buscando activamente un nuevo rol.

Quienes están satisfechos con su empleo y compañía actual, y planean quedarse (17%), bajaron 3% respecto al 2016. Igualmente, hay una disminución de quienes buscan realizar movimientos estratégicos (11%) y de quienes observan movimientos internos (3%).

De cara al futuro, en tres a cinco años, 26% de profesionales quiere cambiarse a una compañía más grande, 24% quiere escalar puestos en su organización de TI, 18% quiere escalar puestos en la organización en general, y 15% quiere moverse fuera de TI hacia un rol de negocios.

Los profesionales con menos de un año en su puesto, señalaron que la principal razón para buscar un nuevo empleo fue la búsqueda de nuevos retos (32%) y la búsqueda de un mayor sueldo (24%). También mencionaron insatisfacción general con su empleo anterior (6%), que su empleo anterior evolucionó hacia un camino que ya no le resultaba interesante (5%) o despido (5%).

Como referencia, la mayoría de los encuestados por la Encuesta de Salarios TI de América Latina 2017 de TechTarget en Español tiene entre 11 a 30 años de experiencia, y entre uno a cinco años en su puesto actual. 

Este artículo se actualizó por última vez en septiembre 2017

Profundice más

PRO+

Contenido

Encuentre más contenido PRO+ y otras ofertas exclusivas para miembros, aquí.

Inicie la conversación

Envíenme notificaciones cuando otros miembros comenten sobre este artículo.

Enviando esta solicitud usted acepta recibir correos electrónicos de TechTarget y sus socios. Si usted reside afuera de Estados Unidos, esta dando autorización para que transfiramos y procesemos su información personal en Estados Unidos.Privacidad

Por favor cree un Nombre de usuario para poder comentar.

- ANUNCIOS POR GOOGLE

Close